Papantla, Pueblo Mágico y destino incomparable

3065-3-460x250

Papantla, Ver., 19 de junio de 2013.- Por su ubicación geográfica e historia, Papantla es un sitio de especial atractivo y con múltiples ofertas turísticas para disfrutar de un tranquilo fin de semana o pasar unas vacaciones inolvidables, por ello, la Secretaría de Turismo y Cultura (Sectur) invita a conocer y asombrarse con el legado histórico y las bellezas que guarda la región.

Ubicado en la zona norte de la entidad, por su estratégica conectividad terrestre y aérea, es accesible desde cualquier región del país; este bello Pueblo Mágico conserva las huellas de la cultura totonaca y ofrece a los turistas una gran diversidad de sitios desde parques, iglesias, mercados, murales y museos.

Esta ciudad fue fundada en el año 1200 por los totonacas, quienes en esta zona comenzaron a construir grandes pirámides y centros ceremoniales, es una de las cunas de la arquitectura, la escultura y la cerámica, de donde surge la Ciudad del Trueno mejor conocida como El Tajín.

Fue uno de los primeros poblados españoles y se convirtió en cabecera del Totonacapan. En 1910, con el nombre de Papantla de Hidalgo, fue elevada a la categoría de ciudad y con el decreto emitido el 20 de diciembre de 1935 pasa a ser Papantla de Olarte, en honor del insurgente papanteco Serafín Olarte.

El Tajín es considerado uno de los puntos más importantes de Mesoamérica y está conformada por alrededor de 150 edificios, el más importante es la Pirámide de los Nichos, 365 espacios u hornacinas conforman esta majestuosa edificación de 18 metros de altura y 37 metros de cada lado en la base.

Los asombrosos vestigios que se puede admirar en este centro sagrado dan cuenta de la vida de la ancestral cultura papanteca, las costumbres que se mantienen vivas y que dan identidad a los veracruzanos.

La ciudad es vigilada y embellecida por el Monumento al Volador, una obra escultórica del artista Teodoro Cano que se puede apreciar desde cualquier punto de la ciudad gracias a sus 18 metros de altura y cinco de base; la belleza de esta ciudad no se refleja sólo en su arquitectura e infraestructura, sino, sobre todo, en la calidez de su gente que recibe a sus visitantes con los brazos abiertos.

Pero no sólo hay cultura, en Papantla también hay espacios de recreación, a cerca de 30 kilómetros podrán encontrar las arenas de Estero Boquilla, Playa Chichinit, Rancho Playa, Playa Olmo, Tenixtepec y Boca de Lima, espacios naturales que son disfrutados por miles de personas a lo largo de sus 17 kilómetros durante todo el año.

En Kiwíkgolo y Xanath, sus parques ecológicos, los turistas encontrarán un gran tesoro natural y conocerán una gran variedad de especies de animales y plantas.

La gastronomía ofrece una gran variedad de opciones y exquisitos sabores para conquistar cualquier paladar. Entre las delicias que en esta región se pueden encontrar están el típico sacahuil, enchiladas, huetape de frijoles, mole, frijoles en caldo con chicharrón, pipián, pulacles, bolitas de anís, molotes, empanadas, bocoles, carnes y mariscos que precederán a los típicos dulces de almendra, mazafinas, merengues y dulces de leche acompañando con su deliciosa horchata con vainilla o un atole en sus diferentes sabores.

Entre las fiestas de la región está el carnaval papanteco, que se desarrolla durante los tres días que preceden al Miércoles de Ceniza, la tradicional feria de Corpus Christi, el festival de Xanath y, por supuesto, la Cumbre Tajín, eventos culturales que dan muestra de la tradición, historia, cultura, con sus danzas  y rituales tradicionales de la zona como el de los Voladores de Papantla, reconocidos por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) como Patrimonio Cultural Intangible de la Humanidad, danzas de los guaguas, los negritos, santigueros, moros y cristianos.

La tierra papanteca es óptima para la ganadería y agricultura, sus suelos permiten la producción de maíz, frijol, naranja, plátano, chile, tabaco, ajonjolí, papaya y su incomparable vainilla que, además de dar un peculiar sabor a cualquier platillo, sirve para la elaboración de artesanías que se pueden adquirir en la zona.

Comentarios con Facebook