Casa Blanca presiona a las cortes en caso de espionaje doméstico

Washington, 6 jul (PL) La Casa Blanca solicitó a la Corte de Vigilancia de la Inteligencia Extranjera que se abstenga de emitir criterios legales sobre del programa secreto de vigilancia doméstica del gobierno estadounidense, informó hoy el diario The Hill.
La administración del presidente Barack Obama solicitó al ente judicial secreto que rechace una solicitud presentada por la Unión de Libertades Civiles (ACLU) de Estados Unidos para que exponga sus opiniones acerca de las actividades de espionaje contra ciudadanos estadounidenses.
Los abogados del Departamento de Justicia argumentaron que la publicación de dichas opiniones expondría al público a peligros significativos que deben mantenerse fuera del debate actual sobre el tema, pero al mismo tiempo aclararon que la Corte es libre de emitir sus criterios si no viola reglas específicas.
Funcionarios del gobierno estadounidense argumentan que el programa de vigilancia es legal, ha sido efectivo en la lucha contra el terrorismo y está protegido por la Ley Patriota, aprobada tras los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001.
Snowden, excontratista de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) de Estados Unidos, quien está en el área de tránsito del aeropuerto internacional Sheremetievo de Moscú, Rusia, entregó a la prensa documentos secretos sobre las misiones de espionaje de esa entidad contra ciudadanos estadounidenses y de otros 35 países.
El también exagente de la CIA llegó a la terminal aérea moscovita el pasado 23 de junio procedente de Hong Kong y ha solicitado asilo político a 27 países, la mayoría de los cuales rechazaron su solicitud, o pusieron como condición que el demandante se encuentre en su territorio.
Los gobiernos de Venezuela, Nicaragua y Bolivia anunciaron que estaban dispuestos a ofrecerle refugio.
Snowden carece de pasaporte, pues las autoridades de su país se lo cancelaron, pero le bastaría con un documento de viaje o salvoconducto del país de destino, para abandonar el territorio ruso, aseguran expertos legales citados por The Hill.
El caso de Snowden desató una crisis diplomática entre la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) e Italia, España, Francia y Portugal, luego de que el pasado martes estos países negaran el uso del espacio aéreo al avión del presidente boliviano, Evo Morales, cuando regresaba de Moscú.
Las autoridades de esas naciones tomaron la medida por sospechas infundadas de que el estadounidense podría ir a bordo de la nave.
Unasur reclamó a los países europeos involucrados a que brinden una explicación y ofrezcan una disculpa a Bolivia por el incidente.
Por otra parte, el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) realizará una sesión extraordinaria el martes próximo para analizar el incidente del avión del gobernante boliviano.

Comentarios con Facebook