“La frontera”, cuando la joyería retrata una problemática social

frontera

La joyería contemporánea es un acontecimiento relativamente nuevo; surgió alrededor de los años 40 y 50 del siglo pasado, cuando diversos artistas rechazaban la producción en serie, los materiales tradicionales y las piedras preciosas, así como los diseños dedicados a la ornamentalidad. En la actualidad, los artistas que realizan este tipo de joyería trabajan sobre todo en la conceptualización a través de sus piezas, enfocándose en el arte y el diseño.
“Es joyería porque se porta en el cuerpo -aretes, pulseras, collares-. Pero la importancia de estas piezas a diferencia de la comercial es que los materiales no son lo que le da el valor a la pieza, con la joyería la gente piensa en oro o piedras preciosas, pero el valor no está dado por ellos”, dijo para la Agencia N22, Lorena Lazard, curadora de la muestra La frontera.
La exposición se exhibe en el Museo Franz Mayer y contó con el trabajo de curaduría de Mike Holms y Elizabeth Shypertt, fundadores de la galería Velvet Da Vinci en San Francisco, quienes en compañía de Lazard escogieron las piezas de artistas provenientes de todo el mundo que mediante su joyería reflexionan sobre cómo entienden la manera de vivir en la frontera de nuestro país con Estados Unidos.
“El tema principal es la migración, un mayor número de artistas trabajaron con él. Incluso hay desde derechos humanos, ilusiones, miedos, muertes, hasta algunas piezas muy interesantes que tocan temas ideológicos, sobre cómo dos culturas -México y Estados Unidos- en algunos momentos se entrelazan”, afirmó Lazard.
La frontera reúne 150 piezas de 89 artistas, muchos de ellos son latinoamericanos y europeos, pero la Lazard dijo que el grupo grande son mexicanos y estadounidenses. “A mí me interesa el tema de la frontera desde hace muchos años, porque considero que es sumamente importante en nuestras vidas aunque no vivamos directamente en la frontera, nos afecta a todos porque hoy en día se oye constantemente el incremento de muertes, de cárteles de drogas y todo esto es real.”
En cuanto a la selección de las piezas se escogieron las que tenían una mayor reflexión en torno a la temática y que su concepto fuera sólido con la pieza.
La convocatoria se lanzó a nivel mundial para artistas que trabajan con este tipo de joyería. “Hay toda una importancia en cuanto al concepto que el artista está utilizando para expresar a través de las piezas. Pero aparte siento que hay un más allá; es una frontera muy porosa por todo lo que ahí sucede: ideas, dinero cultura, un montón de cosas”.
Lorena Lazard explicó que independientemente de donde era el artista los temas eran muy similares y las preocupaciones eran igual. “Al principio pensamos que dependiendo de donde venían los artistas iban a plasmar diferentes cosas, pero al final son temas muy iguales, porque estamos hablando de temas universales como derechos humanos, esperanza, calidad de vida, temas que nos tocan a todos los seres.”
La exposición también estuvo acompañada de otras actividades. Este sábado se tendrá una plática con uno de los artistas provenientes de Bélgica para ofrecer su pensamiento en torno a la joyería contemporánea y cómo se percibe a nivel mundial

La Frontera estará hasta este 28 de julio en las salas del Museo Franz Mayer. Posteriormente se expondrá en la galería Velvet Da Vinci, en San Francisco. “Es muy importante que llegue a espacios de la frontera, ya estamos en pláticas con varias instituciones para poder llevar la muestra”, finalizó la curadora Lorena Lazard.

Comentarios con Facebook