LatinoaméricaVolver a Latinoamérica

Papa admite problemas de iglesia católica en Rio de Janeiro

Río de Janeiro, 27 jul (PL) El Papa Francisco reconoció los problemas y escándalos de la iglesia católica durante la ceremonia de vía crucis, uno de los principales eventos de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) celebrada en la playa de Copacabana.

Durante su alocución anoche, Francisco señaló que muchos jóvenes perdieron su confianza en las instituciones políticas porque ven egoísmo y corrupción o dieron su espalda a la Iglesia, e incluso a Dios, por la incoherencia de los cristianos y de los ministros del Evangelio.

El santo padre abordó de manera abstracta una serie de escándalos financieros y sexuales que sacudieron el Vaticano y se refirió al falso paraíso de las drogas, de los hambrientos en el mundo e instó a reforzar la solidaridad con los excluidos.

En esta ceremonia unas 700 personas, entre artistas y jóvenes de Brasil, México, Argentina, Alemania y otras naciones realizaron interpretaciones religiosas y sobre los problemas de la sociedad.

Mientras ocurría este acto, unas 200 personas realizaron una protesta en contra del gobernador de este estado, Sergio Cabral, en la avenida próxima a la playa de Copacabana, a pocos metros de donde se encontraba el papa.

Los manifestantes gritaban “fuera Cabral”, mientras avanzaban hacia la multitudinaria concentración religiosa, lo cual generó tensión entre las fuerzas de seguridad que velan por la tranquilidad de la JMJ.

En este contexto, noticieros de varios canales de televisión mostraron imágenes de una violenta movilización registrada anoche en la ciudad de Sao Paulo, donde cinco agencias bancarias fueron destruidas y principales avenidas del centro de esa urbe fueron bloqueadas con barricadas.

Los protestantes manifestaron su solidaridad con las personas que salen a las calles en Río de Janeiro para demandar la salida del gobernador Cabral, a quien acusan de corrupto.

Comentarios con Facebook