LatinoaméricaVolver a Latinoamérica

Combate al terrorismo debe respetar soberanía, dice Brasil

Foto Oficial Presidenta Dilma Rousseff.  Foto: Roberto Stuckert Filho.

Brasilia, 22 ago (PL) La lucha contra el terrorismo tiene que realizarse con el respeto del derecho internacional, sin violar la soberanía de las naciones y ni de los individuos, afirmó hoy el canciller brasileño, Antonio Patriota.

Al intervenir en una audiencia pública en la Comisión de Relaciones Internacionales de la Cámara de Diputados, Patriota resaltó que el combate al terrorismo es legítimo, pero no se puede recurrir a prácticas que atentan contra las buenas relaciones entre Estados.

“En lugar de crear un ambiente de cooperación, (estas acciones) pueden crear una sombra en las relaciones entre los países”, subrayó al referirse a las denuncias de espionaje de agencias de inteligencias norteamericanas que interceptaron llamadas telefónicas y correos electrónicos de ciudadanos brasileños y de otras naciones.

El titular advirtió que estas actividades crean un clima de desconfianza entre los Estados que debilitan la cooperación internacional en el combate al terrorismo.

Puntualizó que la política de espionaje de Estados Unidos constituyó una violación a la soberanía de los Estados, al recalcar que sólo a través de la confianza, la transparencia y la creación de mecanismos y métodos de trabajos puede fortalecerse la cooperación internacional.

El ministro dijo que no se puede subestimar el compromiso del gobierno brasileño con la defensa de los derechos civiles y las libertades individuales.

Al referirse al caso del brasileño David Miranda, quien fue retenido durante nueve horas el domingo pasado en el aeropuerto de Londres sin justificación alguna, dijo que se solicitó la devolución de todos los bienes incautados.

Miranda es compañero del periodista Glenn Greenwald, del diario británico The Guardian, y fue el primero en revelar documentos obtenidos por el exagente Edward Snowden, de la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos.

Para Patriota, al arresto fue un acto de intimidación, por lo cual se transmitió una protesta oficial al gobierno del Reino Unido.

Comentarios con Facebook