Argentina cumplirá sus compromisos, aseguró ministro de Economía

El-ministro-argentino-de-Economía-viaja-a-Caracas-por-la-reunión-del-Banco-del-Sur

Buenos Aires, 25 ago (PL) Argentina proseguirá cumpliendo sus compromisos como hasta ahora para saldar su deuda externa, aseguró su ministro de Economía, Hernán Lorenzino, luego de un fallo judicial en Nueva York favorable a los llamados fondos buitre.

“Hay sectores que quieren que el país vuelva a endeudarse para ver nuevamente a nuestro pueblo de rodillas, pero no lo van a lograr”, aseveró Lorenzino en declaraciones a la agencia de noticias Télam, de la que se hacen eco hoy varios medios.

Consideró que el veredicto de la Corte de Apelaciones de Nueva York que confirmó un fallo anterior del juez Thomas Griesa es “un intento de llevar al país de vuelta al 2001”, año en el cual, tras colapsar el modelo neoliberal promovido por el Fondo Monetario Internacional, el país se declaró en cesación de pagos (default).

La decisión de las cortes neoyorquinas favoreció a grupos de financistas que rechazan la fórmula de pago propuesta por Argentina, y que fue pactada con la inmensa mayoría de los acreedores en los acuerdos de reestructuración en el pago de la deuda en 2005 y 2010.

Los denominados fondos buitres son grupos financieros que suelen apostar a “pacientes” con altas posibilidades de rehabilitación, es decir, a Estados o empresas en deuda que tienen probabilidad de regularizar sus finanzas y salvar una cesación de pagos.

El nombre es una metáfora que compara a esos financistas con los buitres al sobrevolar pacientemente, esperando para lanzarse sobre los restos de una compañía que se debilita rápidamente, al igual sucede con las deudas de Estados con potencial capacidad de recuperación.

Varios de esos grupos como Elliott Management, que representan el siete por ciento de los acreedores de Argentina adquirieron parte de los adeudos argentinos en los años de neoliberalismo desenfrenado en la época de Carlos Menem (1989-1999).

El monto inicial en litigio asciende a unos mil 330 millones de dólares y ahora exigen la cancelación inmediata de esos adeudos al 100 por ciento según su valor contractual, más los intereses, y no como aceptó el restante 93 por ciento de los acreedores en virtud de lo acordado en las reestructuraciones de 2005 y 2010, con una quita de hasta 65 por ciento.

El litigio con los fondos buitre se calentó el pasado año cuando dos cortes neoyorquinas estimaron que Argentina los discriminaba y se desataron temores de un nuevo incumplimiento si Buenos Aires se negaba a cumplir lo exigido.

A la cifra en disputa (más intereses) se suman los montos adicionales que por compensación decidieron esos tribunales estadounidenses y Argentina debe pagarles a esos fondos.

Ahora, el fallo de la Corte de Apelaciones no estipula la aplicación inmediata de la resolución del juez Griesa y deja el caso abierto para que sea la Corte Suprema la que dirima la causa definitivamente.

No obstante, Argentina puede reclamar que todo ese tribunal revise el veredicto emitido el viernes pasado por tres de sus jueces.

El gobierno argentino apeló el pasado 27 de febrero e insiste en pagar el endeudamiento del país acorde con lo convenido en 2005 y 2010.

Comentarios con Facebook