Bélgica y EE.UU firman en secreto contrato de armas nucleares

Foto

Bruselas, 13 sep (PL) Bélgica firmó un contrato secreto con Estados Unidos para la modernización de las armas nucleares guardadas en su territorio, informaron hoy medios de prensa locales.

Según declaraciones del experto estadounidense en armas nucleares Hans Kristensen, citadas por periódicos belgas, las nuevas bombas nucleares reemplazarán a las B-61, almacenadas en la base aérea de Kleine Brogel.

Ese enclave militar custodia, desde los años 80 del pasado siglo, 20 armamentos de ese tipo procedentes de la nación norteña.

El especialista confirmó que las naciones europeas miembros de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que guardan armas nucleares de Estados Unidos firmaron en 2010 un acuerdo sobre la modernización de estos artefactos.

Eso significa que la presencia de ese armamento en Bélgica, nunca confirmada oficialmente por el Gobierno de ese país europeo, podría durar decenas de años más, precisó Kristensen.

Un informe del Tribunal de Cuentas de Estados Unidos, de mayo de 2011 y revelado por la cadena holandesa de televisión KR0, refiere que las bombas tácticas B-61 son las más antiguas del arsenal nuclear de ese país y datan de la época de la Guerra Fría.

El Mando Estratégico estadounidense estima que la extensión de la vida útil de estas bombas resulta esencial para los aliados de la OTAN, en tanto les permite mantener una capacidad nuclear estratégica aerotransportable creíble.

El Pentágono aspira a modernizar ese tipo de armamento antes del 2017 con el objetivo de ser transportadas por los cazas F-35.

Pese al rechazo de los ciudadanos, los jefes de Estados y de Gobierno de la OTAN dejaron bien claro en la Cumbre de Chicago, celebrada en mayo de 2012, que mientras existan armas nucleares, esa organización seguirá siendo una Alianza nuclear.

De acuerdo con un reporte de la agencia Belga, en toda Europa existen 240 bombas nucleares que pueden lanzarse desde aviones apostados en Alemania, Bélgica, Italia, Holanda y Turquía.

Comentarios con Facebook