Jefe del Pentágono habla con homólogo británico sobre Siria

Philip+Hammond+Chuck+Hagel+Hosts+Phillip+Hammond+jCjfO7Jme2bl

Washington, 13 sep (PL) El secretario de Defensa de Estados Unidos, Charles Hagel, y su homólogo del Reino Unido, Philip Hammond, conversaron hoy por teléfono sobre posibles opciones militares y políticas para solucionar el conflicto sirio, informó el Pentágono.

Ambos funcionarios revisaron la estrecha coordinación que existe entre Londres y Washington a través de canales diplomáticos para abordar la situación en Siria, así como el supuesto uso de armas químicas por parte del gobierno de Damasco.

Hagel actualizó a Hammond acerca de la ubicación de las fuerzas estadounidenses en la región del Medio Oriente y los posibles planes si la Casa Blanca ordena una operación militar contra las unidades leales al presidente Bashar al-Assad.

El Parlamento británico rechazara un plan del primer ministro de ese país, David Cameron, para proporcionar apoyo militar a una eventual ofensiva bélica de Washington contra Siria.

A pesar de esa votación, Hagel reiteró el agradecimiento de Estados Unidos a Hammond “por la estrecha e inquebrantable alianza del Reino Unido”, señaló este viernes el vocero del Pentágono, George Little.

Sin embargo, el portavoz declinó responder si ambos líderes discutieron el posible uso por parte de las fuerzas armadas norteamericanas de las bases británicas en la región para un posible golpe contra Siria.

Antes de la negativa del Parlamento de Londres, aviones británicos de combate y de carga llegaron a una base aérea en Chipre, cerca de las costas sirias, poco después de que los buques de la marina de guerra estadounidense se trasladaran a posiciones cercanas a aquella nación levantina, en preparación de un golpe militar.

El presidente Barack Obama aplazó temporalmente la realización de dicho ataque, tras la iniciativa conjunta de Rusia y Siria para poner bajo control internacional las armas químicas del país árabe.

Sin embargo, la Armada estadounidense mantiene reforzada su presencia en el área del golfo Pérsico y el mar Mediterráneo con el portaaviones Harry S. Truman, dos cruceros coheteriles e igual número de destructores como buques escoltas.

Estaba previsto que esta agrupación relevara a su similar USS Nimitz, pero este a su vez permanecerá en la región hasta nuevo aviso, pues su presencia sería vital en la eventualidad de un golpe militar contra Siria.

Washington y sus aliados insisten en que fueron las unidades del ejército sirio las que utilizaron armas químicas contra la población civil el 21 de agosto pasado, pero el gobierno de Damasco rechaza esa acusación y la califica como un pretexto para un ataque contra esa nación levantina.

Comentarios con Facebook