MegalópolisVolver a Megalópolis

Llaman en ALDF a tolerancia y diálogo para evitar autoritarismo, violencia y provocaciones

ALDF

El diputado del Partido Nueva Alianza Jorge Gaviño Ambriz señaló que actualmente se tienen a miles de manifestantes en la calle, voces disidentes, procedentes de varias partes de la República; y hoy, igual ayer se tienen “voces autoritarias que quieren acallarlas”. Enfatizó que el país cambió en el 68, y no fueron inútiles tantas muertes y tanto dolor, por ello planteó que se debe mantener vivo el fuego del recuerdo, y reflexionar permanentemente lo vivido en esas fechas y en general en todas las etapas que han marcado al pueblo, porque sino fácilmente las generaciones nuevas perderán la brújula.

Por su parte, el diputado del Partido Verde Ecologista de México, Alberto Emiliano Cinta Martínez, pidió ya no hacer más homenajes y no más palabras, sino conmemorar con compromiso de futuro, no con la mente en el pasado. El mejor homenaje, expuso, es el esfuerzo; el mejor agradecimiento es abrazar con los hechos los ideales de democracia y libertad que simboliza el movimiento estudiantil del 68. Planteó la reglamentación de las marchas y la necesidad urgente de tener reglas nuevas de convivencia democrática, que garanticen las libertades de expresión, asociación y tránsito consagradas en la Constitución, al tiempo que luchar por una democracia que consagre libertades y permita vivir en armonía.

En tanto el diputado de Movimiento Ciudadano, Jesús Cuauhtémoc Velasco Oliva, dijo que esta fecha ha tenido en más de las veces un duelo nacional, y relató varios de los claroscuros de la historia del país el 2 de octubre, como cuando fue redactada la primera Constitución por el Congreso Insurgente en 1814, La orden en 1927, para el fusilamiento del general Francisco Serrano Barbeytia, opositor a Elías Calles. La toma por el Ejército de la Universidad Nicolaíta. Señaló que la justicia plena de aquellos hechos es aún una asignatura pendiente, al igual que las legítimas demandas indígenas y campesinas que siguen estando tortuosamente incumplidas.

Velasco Oliva dijo que “ni perdón ni olvido, y más que un minuto de silencio, todo lo que sea necesario en tiempo, dedicación y empeños para hacer de la democracia el principio, valor y dignidad. Democracia como vida individual y colectiva donde juventud y madurez construyan el México del siglo XXI”.

Por su parte, el diputado petista Rodolfo Ondarza Rovira denunció el retorno de un nuevo Estado autoritario y gobierno con disfraz en un pacto que toma decisiones sobre las instituciones, denigrándolas aún más; un pacto antipatriótico cuya propuesta central es la reforma energética e invocar falsamente la memoria de Lázaro Cárdenas para regresarle el petróleo a las trasnacionales.

Insistió en que el mejor homenaje es un pronunciamiento para que las fuerzas federales dejen el Zócalo, que ya no se derrame sangre joven y se respete el espíritu de la Constitución de 1917.

En tanto, la diputada priísta Karla Valeria Gómez Blancas, recordó que 1968 dejó una huella en la historia, por ejemplo: en Estados Unidos el rechazó a la Guerra de Vietnam y la lucha por los derechos civiles; en Francia el mundo fue testigo del cuestionamiento directo a la autoridad y sus mecanismos de estabilidad, a su arbitrario ejercicio del poder.

Gómez Blancas aseveró que como actores políticos contemporáneos están obligados a no repetir los errores del pasado. Afirmó que en el PRI son defensores de la unidad nacional a partir de la pluralidad y el multiculturalismo, de la República federal, del estado social, de la democracia representativa y de la paz como premisa de la convivencia social y hoy a 45 años de los hechos ocurridos en la Plaza de las Tres Culturas, son un partido responsable y preparado para dar respuestas a las demandas de la nueva sociedad mexicana y convertirlas en políticas de gobierno.

En su oportunidad, el diputado panista César Daniel González Madruga mencionó que el México de hoy no se puede entender sin analizar los movimientos de 1968, porque fue un proceso de cambio en todo el mundo, con los avances de la democracia, la dignificación de la mujer en la sociedad, la apertura de la conciencia ecológica, la libertad de expresión, los acontecimientos de Checoslovaquia –la huelga-; la desaparición del régimen comunista, entre otros.

Enfatizó que es absurdo que algunas voces se expresen diciendo “cómo es posible que en la actualidad haya jóvenes que salgan a manifestarse para conmemorar el 2 de octubre si ni siquiera estuvieron presentes”, igual de absurdo que expresar la sorpresa por los mexicanos que cada 15 de septiembre celebran la independencia. Hoy gracias a estos acontecimientos se puede “hablar de pluralidad, democracia y de fomentar la participación activa de la ciudadanía en la política.

En su reflexión, la diputada perredista Dione Anguiano Flores, señaló que no puede haber olvido porque la lucha por tener un país democrático no ha concluido, porque castigar a los culpables es una asignatura pendiente si se quiere un país democrático. Señaló que como legisladores tienen la responsabilidad de informar y sensibilizar a los jóvenes sobre la importancia del 68, “especialmente ahora que el fantasma de la represión y el autoritarismo parece asomarse de nuevo”.

Dijo que como mexicanos y capitalinos ahora se tiene la obligación de recordar el valor y dignidad de ese movimiento, reflejo de las convicciones y valores de justicia, democracia, equidad, libertad e igualdad en la realidad contemporánea.

Comentarios con Facebook