Cierre parcial del gobierno EE.UU. entra en su séptimo día

cierre parcial Gobierno EUA

Washington, 7 oct (PL) El cierre parcial de agencias federales de Estados Unidos entra hoy en su séptimo día sin que se avizore una solución a corto plazo debido a la intransigencia de las partes involucradas en el conflicto.

El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, John Boehner, afirmó que desconoce cuándo terminará la actual carencia de recursos financieros para el funcionamiento del Gobierno.

Añadió que no permitirá que la cámara baja someta a votación un proyecto destinado a reabrir las agencias federales sin que incluya provisiones serias sobre la reducción de gastos gubernamentales.

En una entrevista en el programa dominical “This Week” de la cadena televisiva ABC, Boehner señaló que el presidente Barack Obama es quien debe dar un nuevo impulso a las negociaciones sobre el tema.

Rechazó además la posibilidad de incrementar el límite de la deuda pública estadounidense, establecida por ley en 16,6 billones de dólares y sobrepasada desde diciembre de 2012, sin que se prevea una disminución similar en el presupuesto federal.

Al respecto, el secretario del Tesoro, Jack Lew expresó la víspera que el Congreso está jugando con fuego y debe aumentar el tope del débito gubernamental pues el Ejecutivo sufrirá una peligrosa inhabilitación para solicitar créditos.

Esto tendría efectos catastróficos, significaría que por primera vez desde 1789 Estados Unidos dejaría de pagar sus facturas a causa de una decisión política, lo que podría derivar en una crisis económica igual o peor que la desatada en 2008, explicó el funcionario.

Lew estuvo presente en programas de debate político dominicales de las cadenas NBC, CBS, ABC, Fox y CNN, cuando restan once días para la fecha en la que Estados Unidos llegará al límite de endeudamiento autorizado, el próximo 17 de octubre.

Entretanto, miembros de la Academia Americana de Pediatría (AAP) irán este lunes al Capitolio durante un receso de su reunión bianual para llamar la atención sobre los efectos negativos del llamado “shutdown” para los intereses de los niños estadounidenses.

Voceros de la AAP dijeron que el cese de labores de agencias federales por falta de fondos provocó que el Instituto Nacional de Salud dejara de admitir nuevos participantes en pruebas clínicas, incluso a niños gravemente enfermos.

Sin embargo, a pesar de estos recortes sociales, el Departamento de Defensa anunció este fin de semana que ordenará la reincorporación a sus puestos de más de 350 mil empleados civiles que habían quedado temporalmente sin empleo debido a la crisis.

Agencias del gobierno estadounidense cesaron sus funciones no esenciales esta semana y otorgaron licencia obligatoria sin sueldo a más de 800 mil empleados, ante la falta de acuerdo para aprobar un presupuesto para el año fiscal 2014, que comenzó el 1 de octubre pasado.

Comentarios con Facebook