Adecuar Ley General contra Trata de Personas: Angélica de la Peña

Angélica de la Peña

La senadora Angélica de la Peña Gómez, Presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, aseguró que la iniciativa para reformar la Ley General Contra la Trata de Personas tiene el objetivo de coadyuvar al cumplimiento de los compromisos internacionales asumidos por el Estado mexicano para proteger a las víctimas de este delito, como son mujeres, niñas, niños y adolescentes.

De la Peña Gómez señaló que la Ley vigente establece que para cometer el delito de trata de personas se deben lesionar 6 bienes jurídicos: vida, dignidad, libertad, integridad, seguridad y libre desarrollo, y en la propuesta de iniciativa “se identifica correctamente el bien jurídico protegido y así lo establece: el libre desarrollo de la personalidad.

Mencionó que en esta iniciativa se amplía el margen de protección a las víctimas al integrar las siguientes modalidades de trata de personas: nacimiento de una niña o niño y separación de su madre; alistamiento de niñas y niños en conflictos armados; extracción de fluidos o líquidos corporales; el matrimonio con fines de procreación; y la servidumbre costumbrista.

La senadora del PRD refirió que esta propuesta – que también es signada por senadores de otros grupos parlamentarios – busca “visibilizar” a las víctimas de la primera infancia, niñas y niños de cero meses a 6 años de edad, agravando la punibilidad en dichos casos de victimización, sin la necesidad de que se acrediten los medios comisitos.

Angélica de la Peña detalló que el artículo 10 de la ley vigente confunde el delito de trata de personas con el delito de tráfico de órganos. “La iniciativa corrige este error y sanciona, correctamente, la extracción de un órgano, tejido o su componente, como modalidad de trata de personas”.

Abundó que se corrige la omisión de no considerar diversas finalidades de explotación, como el nacimiento de una niña o un niño y posterior separación de su madre; el aislamiento de niñas y niños en conflictos armados; extracción de fluidos o líquidos corporales; los matrimonios con fines de procreación y la servidumbre costumbrista.

La propuesta de ley contempla nuevas hipótesis de agravación de la pena con el fin de incluir la protección integral de las víctimas, como pueden ser aquellas en las que el sujeto activo del delito se sirva para la comisión del delito de una persona jurídica; sea miembro de un refugio, albergue o centro de atención a víctimas del delito; haya fotografiado, videofilmado, videograbado o tomado por cualquier medio imágenes de la víctima mientras ésta era sometida.

La senadora Angélica de la Peña señaló que la iniciativa establece la obligatoriedad de interpretar ley de conformidad con el derecho internacional en materia de derechos humanos, anteponiendo el bienestar de las víctimas, y reconfigura el lenguaje legislativo desde una perspectiva de género.

 

Comentarios con Facebook