Rusia elogia premio Nobel a la OPAQ

bandera rusia

Moscú, 12 oct (PL) La cancillería de Rusia elogió hoy la decisión de premiar con el Nobel de la Paz a la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) por su contribución al desarme y a la no proliferación de armamentos.

Un comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores destaca que la misión de la OPAQ comenzó a cumplir exitosamente su mandato, junto a la ONU, dentro del proceso de destrucción de los arsenales químicos en Siria, lo cual constata su papel en la solución de complejas tareas.

Señala, de otro lado, que Rusia tuvo que ver directamente desde los inicios con la Convención para la prohibición de ese tipo de armamento y participó de manera activa en su redacción, en razón de que el objetivo principal para todos los Estados, es librar al mundo del peligro de ese tipo de arma.

Al mismo tiempo la Cancillería subraya el compromiso con los objetivos de la convención multilateral, la cual agrupa a 190 estados, con Siria incluida, a partir de que cobre fuerza el tratado la semana próxima.

A mediados de septiembre la Academia Internacional de la Unión y la Cooperación Espiritual de las Naciones del Mundo trasladó una petición al Comité Nobel de Noruega en la que sugirió la candidatura del presidente ruso, Vladimir Putin, por su destacado papel de pacificador en numerosos conflictos.

Putin aventaja a su par estadounidense, Barack Obama, con 83 por ciento de simpatía, frente a 17 puntos porcentuales, en una encuesta abierta por el periódico británico The Guardian, sobre quién de los gobernantes merece más el Premio Nobel de la Paz.

Interrogado por el canal internacional Russia Today, el analista Martin McCauley opinó que el comité noruego optó por una decisión fácil con premiar a la OPAQ, evitando involucrarse, según el autor, en la política.

Se acobardó (el comité), pues debieron premiar al presidente Putin porque fue quien inició las negociaciones con el presidente Bashar Al Assad, aseveró el experto británico. Sobre la premiación a la OPAQ, de cualquier manera valoró McCauley la decisión como un paso adelante para la humanidad.

Putin se dirigió a Obama, en un artículo publicado por el periódico The New York Times, para que abandonara el lenguaje de la guerra, a fin de que prevalezcan los mecanismos políticos y diplomáticos en las relaciones internacionales, cuando era inminente un ataque contra Siria, planeado por Estados Unidos y algunos aliados occidentales.

Comentarios con Facebook