Mientras la población mayor de 60 años aumentará para el 2030, la de jóvenes se reducirá

joven y adulto mayor Mexico

Según proyecciones del Consejo Nacional de Población (Conapo), México entrará en proceso de envejecimiento demográfico en las próximas décadas.

Para el 2030, detalla, las mujeres de 60 años y más, representarán el 18.7 por ciento de la población femenina, mientras que los hombres en el mismo rango de edad, el 16.2 por ciento de su género.

Lo anterior derivará en el incremento de la esperanza de vida y la disminución de la fecundidad. A su vez, habrá implicaciones importantes para el sistema de pensión y jubilación, así como para el sistema de salud mexicano.

La Comisión de Población considera estos datos para orientar su programa de trabajo 2013 -2014, en fase de proyecto, con el que busca “incidir en la visibilización de la dinámica poblacional en todo el país, desde la perspectiva legislativa y de políticas públicas”.

Las propuestas del plan, dado a conocer en reunión de trabajo, incluyen la elaboración del dictamen para una nueva Ley de Población, que considere a los tres órdenes de gobierno, y la opinión de los Consejos Estatales de Población (Coespo), para medir y evaluar el cumplimiento de las políticas en la materia.

Por otro lado, se programarán encuentros con las comisiones homólogas de los Congresos locales para visibilizar acciones en materia de población y promover la construcción de órganos legislativos afines.

Un documento de la comisión apunta que, según el Censo de Población y Vivienda 2010, las mujeres en edad reproductiva (15 a 49 años) tienen en promedio 2.4 hijos, lo que representa un hijo menos que hace 20 años.

Esto “ubica al país cerca del número de hijos nacidos vivos que son necesarios para reemplazar a sus progenitores”, señala el documento. El incremento de la edad de la primera unión y el aumento en el uso de métodos anticonceptivos, se asocia a esta disminución.

Por otra parte, el grupo de edad de entre 15 y 24 años alcanzó su máximo en términos relativos a finales de los años ochenta, representando al 21.5 por ciento de la población. No obstante, para el 2030, se prevé que su participación se reduzca a 13.65 por ciento. “Este grupo va perdiendo representatividad debido al descenso en los niveles de fecundidad”, subraya el Conapo.

Debido al aumento en la esperanza de vida en el país, sostiene la Comisión de Población, “nos enfrentamos a circunstancias como el envejecimiento de la misma y a la dinámica demográfica del envejecimiento”.

Aunado a ello, están las “implicaciones sociales y económicas, el reto de la salud geriátrica, la seguridad económica de la vejez, seguridad social, pensiones y retiros y los diferentes escenarios de estos fenómenos”.

Ante estos retos, se pondrán en juego todas las facultades políticas, legislativas y de gestión de la Comisión de Población, para coadyuvar con las autoridades de los tres niveles de gobierno a incrementar la participación de los habitantes en el desarrollo de las regiones.

Asimismo, “se planteará el establecimiento del marco legal que permita integrar una plataforma regional para apoyar la planeación del crecimiento poblacional del país”, concluye la instancia legislativa.

 

Comentarios con Facebook