LatinoaméricaVolver a Latinoamérica

Gobierno de Bolivia investiga causas de enfrentamiento con cocaleros

enfrentamiento-bolivia

La Paz, 21 oct (PL) El Gobierno y la Defensoría del Pueblo de Bolivia investigan hoy las causas y los implicados en un enfrentamiento entre cocaleros y efectivos antidrogas, que dejó dos muertos, 27 heridos y ocho rehenes.

Los hechos ocurrieron en la tarde del sábado, cuando los campesinos del poblado de Apolo, en el norte del país, emboscaron a un grupo de efectivos de la Fuerza de Tarea Conjunta que se disponía a erradicar cultivos excedentarios de la hoja de coca en esa localidad, distante a 442 kilómetros de La Paz.

La Defensoría confirmó el envío de una comisión a la localidad para realizar un análisis de la situación, en tanto, el Ministerio de Gobierno (Interior) informó que precisará con autoridades de Perú la presunta participación de narcotraficantes de ese país en el enfrentamiento.

Tras el fallecimiento de un militar el sábado, el Ministerio notificó la muerte de un policía en la tarde de ayer como resultado de las heridas sufridas y denunció que ocho uniformados fueron tomados como rehenes por los cocaleros.

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, opinó que la emboscada contra los agentes fue premeditada y contó con apoyo de extranjeros.

Los cocaleros, por su parte, aseguraron a la local Radio Fides que el enfrentamiento ocurrió como medida de resistencia ante abusos de las fuerzas del orden.

Aunque Bolivia defiende el cultivo de la coca como tradición y forma de vida de los pueblos andinos, combate los sembrados excedentarios de la misma, por el peligro de que sean destinados a la fabricación de cocaína y no al uso ancestral de su hoja.

La legislación boliviana reconoce la legalidad de los cultivos de 12 mil hectáreas de la planta destinada a prácticas tradicionales, como el mascado, las infusiones o los rituales religiosos andinos.

Según datos oficiales, Bolivia erradicó más de nueve mil hectáreas de plantaciones ilegales de coca en el presente año, que ascendían a 25 mil 300 en 2012.

Según la ONU, en 2005, los sembrados de coca ocupaban 25 mil 400 hectáreas de esta nación; pero para 2006, la cifra era de 27 mil 500; en 2007, aumentaron a 28 mil 900; en 2008, a 30 mil 500; en 2009, a 30 mil 900; en 2010 llegó a 31 mil; mientras en 2011 bajó a 27 mil 200.

Comentarios con Facebook