Robo multimillonario en una carretera libia sin rastro de autores

Tripoli_CBD

Trípoli, 29 oct (PL) Fuerzas libias buscan hoy a los desconocidos provistos de armas pesadas que la víspera asaltaron un camión de transporte de valores y desaparecieron con una abultada suma sin que haya pistas de su paradero.

Los fondos, 53 millones de dinares libios (equivalentes a 42 millones de dólares) y 12 millones de la divisa estadounidense en efectivo, iban a la sucursal del Banco Central en Sirte escoltados solo por un vehículo de seguridad, una temeridad cuenta habida de la inseguridad por la que atraviesa este país norafricano donde milicias armadas imponen su ley a las autoridades.

El asalto ocurrió en la carretera entre el aeropuerto y la ciudad capital de Sirte, localizada 500 kilómetros al oriente de esta capital, acorde con las precisiones de fuentes autorizadas difundidas por la agencia noticiosa oficial LANA.

La Policía identificó el vehículo empleado por los asaltantes, que tenían armas pesadas, añade la fuente.

En julio pasado dos bancos en Sirte fueron asaltados por desconocidos con un botín de 400 mil dólares, sin que haya pistas hasta el momento de su destino.

Libia está al borde convertirse en un estado fallido por la acción de las milicias armadas que estaban a punto de ser derrotadas por el Ejército libio leal al líder Muamar Gadafi y pidieron, y obtuvieron, una agresión armada de la OTAN, justificada con una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU.

Desde la caída del Gobierno anterior el país ha sido fragmentado y subdividido entre grupos armados que controlan ciudades y zonas y se disputan otras en desafío al Gobierno de facto del primer ministro Alí Zeidan, arrestado a principios de mes y liberado pocas horas después por el jefe de una unidad anticrimen del Ministerio del Interior.

La víspera, una bomba destrozó una sala de fiestas en la ciudad noroccidental de Bengasi, el más reciente de una serie de ataques y choques entre las fuerzas de seguridad y miembros de los grupos armados en esa localidad.

Comentarios con Facebook