Presidente de México celebra aprobación de reforma hacendaria

Enrique Pena Nieto

México, 1 nov (PL) Enrique Peña Nieto, celebró al Congreso por la aprobación de la reforma hacendaria, a pesar de que las diferencias surgidas durante su discusión llevaron a reducir los ingresos previstos para el próximo año.
De acuerdo con el mandatario, los legisladores otorgaron más capacidades al Estado para construir infraestructura en materia de salud, educación y comunicaciones.
Más allá de las diferencias, se mostró satisfecho de que al final del debate y las discusiones se haya logrado una aprobación mayoritaria.
Al inaugurar este viernes una ampliación del puerto de Manzanillo, en el estado de Colima, el Presidente expresó que los cambios permitirán un mejor desempeño del país.
Remarcó además la importancia de las nuevas disposiciones de recaudación, porque con ellas se podrá crear un sistema de seguridad social universal que permita a los adultos mayores contar con una pensión para su retiro, así como con otros beneficios de salud.
Hasta ahora se tienen análisis intensos y resistencias en algunos sectores, pero las modificaciones planteadas no se hacen en un espíritu de imposición, apuntó sobre el debate en torno a la iniciativa fiscal en el órgano legislativo.
Al decir del jefe de Gobierno, las reformas estructurales que impulsa su Ejecutivo no derivan de una actitud unilateral o caprichosa.
En ese sentido llamó a los sectores donde hay oposición a revisar y a analizar a fondo el alcance y el espíritu de las nuevas medidas y las modificaciones de otras ya existentes.
Las iniciativas vinculadas con la reforma fiscal han provocado reacciones negativas en el sector social, político y económico, así como en los medios de prensa nacionales.
Para el periodista Pedro Ferriz, del Grupo Imagen, la reforma ni tiene sentido social, ni alienta la inversión, pues por el contrario, es regresiva y atenta contra el consumo.
En tanto, el director del Instituto Mexicano para la Competitividad, Juan Pardinas, escribió en su cuenta de Twitter que la productividad fue sacrificada en el altar de la recaudación.
También en esa red social la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo de la Ciudad de México  consideró que la reforma fiscal lesionará a los contribuyentes y llevará a los pequeños empresarios a la informalidad.
Entre los cambios más destacados de la reforma figuran el aumentar del cinco al ocho por ciento  el gravamen a la llamada comida chatarra, y que el seguro de desempleo se pague con fondos del Estado y no proceda de los trabajadores.
También se modificó  la tabla del Impuesto Sobre la Renta y se homologó el Impuesto al valor Agregado en los estados fronterizos, donde pasó de un 11 a un 16 por ciento.

Comentarios con Facebook