Jefes de inteligencia británica defienden prácticas de sus agencias

inglaterra mi6

Londres, 7 nov (PL) Los jefes de las tres agencias británicas de inteligencia sostuvieron hoy ante el Parlamento que sus practicas no vulneran la libertad y la democracia, en un contexto de fuertes polémicas y cuestionamientos por el funcionamiento de los servicios secretos.

Tras las revelaciones sobre programas de Estados Unidos y Reino Unido para espiar electrónicamente a personas, instituciones y gobiernos de todo el mundo, se puso en duda la legitimidad de las operaciones de la seguridad.

Iain Loaban, director del Cuartel General de Comunicaciones de Gobierno (GCHQ), entidad acusada de cooperar con sus socios norteamericanos en la vigilancia masiva, señaló que las maniobras realizadas por ellos siempre están dentro de la ley y se dirigen a luchar contra el terrorismo.

En la comparecencia colectiva ante parlamentarios, el jefe de la agencia MI5, Andrew Parker, afirmó que las labores se dirigen a contrarrestar amenazas terroristas de organizaciones como Al Qaeda, por los potenciales riesgos para la seguridad nacional.

Por su parte, el director del MI6, John Sawers, estimó que las revelaciones acerca del espionaje, realizadas por el exanalista de la seguridad norteamericana Edward Snowden, perjudican las operaciones de inteligencia del país y benefician a los enemigos.

Aunque los jefes de servicios secretos intentan defender la actuación de sus agencias, pronunciamientos gubernamentales de otros países, de especialistas y de la sociedad civil cuestionan la legalidad de los programas de espionaje masivo.

Precisamente hoy, el creador de la World Widen Web (www), Tim Berners-Lee, uno de los científicos británicos más reconocidos, consideró que la intercepción masiva de datos mediante Internet y el teléfono es una práctica horrible e irrespetuosa.

“Cualquier país democrático tiene que vivir de acuerdo con sus principios, y aunque comprendo los intentos oficiales de aumentar la seguridad contra el crimen organizado, el gobierno tiene que distinguirse del criminal”, sostuvo.

El científico explicó que pese a haber anticipado años atrás las posibilidades de ejecutar la vigilancia masiva mediante las comunicaciones electrónicas, nunca imaginó que ella se realizaría en dimisiones tan grandes.

Comentarios con Facebook