QUE DESPUÉS NO SE QUEJEN

guillermo robles
Por Guillermo Robles Ramírez

Con la finalidad de regularizar los más de 100 mil vehículos morosos en la entidad se ha lanzado una  gran campaña para descuentos y la condonación de multas o recargos, solicitando un pago que no rebasa los 4 mil pesos, en pocas palabras borrón y cuenta nueva para el 2014 todos los contribuyentes incumplidores.

Para quienes no aprovechen ésta oportunidad al iniciar el próximo año serán decomisados los vehículos quienes circulen para ir al corralón y no será suficiente con el pago de la multa  y gastos administrativos sino tendrán que pagar la totalidad del adeudo antes de ser entregados.

Muy a pesar de los descuentos y las advertencias para el 2014 en Coahuila se vio aumentado  la circulación de vehículos con placas rojas, verdes y muchos más sin placas, desde la promoción del Buen Fin y ahora con los aguinaldos no haciendo esperar para hacer las compras aprovechando los descuentos de las tiendas comerciales. Aquellos carros que se guardaron dentro de las cocheras para no ser detenidos se hicieron evidentes al preferir en gastar su dinero en comprar en lugar de cumplir con sus obligaciones contributarias porque aún así siguen considerando injusto los elevados costos por el pago de tenencia y placas.

Otros consideran que los requisitos para poder hacer el cambio de nuevas láminas y pago de tenencias están sujeto a tener licencia actualizada como parte de la documentación obligatoria, son considerados como excesivas.

Por primera vez en Coahuila se toman medidas que posiblemente para los quejosos no logran entender cuando piden o exigen seguridad, al momento que las autoridades toman medidas la población no está preparada para aceptarlas de manera positiva y cumpliendo una de las grandes demandas no solo por los coahuilenses, sino en el país.

Es correcto el requisito de tener licencia actualizada puesto que es una manera de hacer un padrón de quienes poseen más vehículos circulando en la entidad realmente no pertenezcan al crimen organizado y tener una mayor localización de los domicilios de quienes se hagan pasar de prestanombres para poder delinquir, por otra parte será más fácil de manera visible detectar aquellos carros sospechosos que no tengan laminado nuevo, facilitando la detención de esos vehículos por parte de las autoridades tanto municipales, estatales y federales.

Resulta incongruente que mientras los coahuilenses piden medidas o mayor seguridad estén haciendo lo contrario y claro que ante una petición social tiene que tener un costo, pero muchos no lo razonan como un costo-beneficio.

En lo que ha sido las últimas semanas han proliferado muchos vehículos con placas de Nuevo León. Se las han ingeniado para ir al estado vecino para sacar las placas y pago de tenencias por estar más barato, pero lo cierto es que el descuento es muy insignificante, pero hay quienes están haciendo lo posible para visitar estados en donde no existe el cobro de la tenencia como la ciudad de  Guadalajara, Querétaro, Durango, San Luis Potosí, entre otros doce lugares  dela Repúblicamexicana.

Si bien es cierto que se tiene una concurrencia en las oficinas regionales recaudadoras y los cubículos instalados en los 38 municipios, sigue siendo importante el rezago por parte de los propietarios de vehículos pero sobre todo la fuga de recursos a otros estados que injustamente se están ganando el dinero fácil.

Pero también quienes están sacando buena tajada a la situación que se está viviendo con el pago de tenencia y nuevas placas, son quienes falsamente dicen estar regularizados con laminas de ONAPPAFA, y los únicos beneficiados es ese organismo que están haciendo su agosto.

Éstos muy lejos de estar combatiendo la evasión de impuestos y evitar actos de inseguridad a la población, con éstas medidas tomadas; en la entidad lo único que se está haciendo es  incentivar el  gran negocio que están haciendo la organización denominada ONAPPAFA ya que éstas venden sus propias placas con un diseño tan estratégico que difícilmente son detectables a  primera vista, también ya se empiezan a ver carros de lujo que portan dicha placa.

Es tan evidente las mieles  que dejan éste tipo de negocio para poder salpicar a las autoridades un poquito para cegarlos en donde se encuentra el lucro ilícito sin que nadie visite el local o edificio de la ONAPPAFA; como lo hacen en los operativos de las pulgas, donde se venden artículos piratas y una gran cantidad de mercancía sin ningún  pago de pedimento de importación.

Realmente no hay diferencia alguna ya que también la mayoría de esos vehículos americanos pasaron sin pagar sus respectivos impuestos y lo está abalando una organización sin ser autoridad alguna para que circulen. No se vale mientras que coahuilenses consientes y responsables cumplen con el pago de la tenencia aquí en su propio estado, existan otros que hacen trampa buscando su propio beneficio sin pensar que en lugar de eso están perjudicando no solo el ingreso estatal, sino también están siendo copartícipes de la inseguridad, para que después no se quejen de en Coahuila no se hace nada.   (Premio Estatal de Periodismo 2011 y 2013) www.intersip.org

Comentarios con Facebook