Enfrentamos un año 2013 con grandes desafíos, los encaramos trabajando de manera incansable: MVC

MVC_PRIMER-INFORME-4
Entrega MVC Primer Informe de Gobierno al Congreso del Estado

Con un mensaje de agradecimiento al presidente de la República, Enrique Peña Nieto, por el apoyo que brinda a los chiapanecos y el reconocimiento público por el liderazgo que revelan los acuerdos alcanzados con todas las fuerzas políticas para colocar los nuevos cimientos de la transformación y modernización del país, el gobernador Manuel Velasco dio inicio al discurso de su Primer Informe de Gobierno, con el que rindió cuentas al pueblo chiapaneco sobre la situación que guarda la administración pública estatal.

“En Chiapas lo apoyamos, lo vamos a seguir respaldando y estamos decididos a seguir caminando hombro a hombro junto con el Presidente de la República, en este nuevo rumbo que México ha tomado”, acotó el mandatario, al tiempo de solicitar a Rosario Robles Berlanga, secretaria de Desarrollo Social y representante personal de Enrique Peña Nieto, llevar el mensaje al jefe del Ejecutivo Federal.

Velasco Coello reconoció que su administración comenzó en medio de la peor crisis financiera que haya enfrentado cualquier inicio de gobierno en la historia de Chiapas, ya que se tuvo que hacer frente a una deuda bancaria cercana a los 23 mil millones de pesos, lo cual comprometió la capacidad de pagos y originó que 71 municipios se declararan oficialmente en quiebra.

Producto de esta situación, apuntó, se tomaron decisiones que si bien no fueron populares, sí eran las correctas, por lo que se redujeron los sueldos a funcionarios de primer y segundo nivel para generar ahorros y poder destinarlos a más proyectos de inversión.

Con disciplina, destacó, “logramos reducir el gasto corriente en más del 18 por ciento y reestructuramos la deuda pública para darle un respiro a las finanzas estatales; hoy, ya tenemos bases sólidas y la capacidad financiera. Las finanzas sanas nos permitieron revertir la perspectiva negativa que tenía el Estado, y logramos que Chiapas obtuviera ya una calificación positiva por parte de las agencias calificadoras Fitch y Moody’s”.

El tema de los desafíos de la naturaleza, como fue el huracán “Bárbara” en el mes de mayo, estuvo presente, ya que provocó niveles históricos de lluvias con más de 400 milímetros de precipitaciones. Por otra parte, el mandatario también se refirió a las tormentas “Ingrid” y “Manuel”, que afectaron el pasado mes de septiembre.

Este año los fenómenos meteorológicos dejaron más de 30 mil damnificados, 45 municipios con graves afectaciones, más de 10 mil personas evacuadas en albergues, y al menos siete mil familias con sus viviendas dañadas, pero al aplicar oportunamente los protocolos de prevención, se tuvo saldo blanco.

“Lo más importante fue salvaguardar a la población, y afortunadamente ninguno de los 30 mil damnificados sufrió una lesión que pudiera poner en riesgo su vida. Actuamos responsablemente, porque Chiapas cuenta con el Sistema de Protección Civil más robusto del país: tenemos una universidad especializada en protección civil y los ciudadanos participan en más de dos mil 600 comités comunitarios en todo el estado y porque enfocamos la inversión en acciones de prevención y mitigación de riesgos”, precisó.

Todo lo anterior, puntualizó el jefe del Ejecutivo estatal, coloca a Chiapas como ejemplo de protección civil a nivel nacional y nos compromete aún más a trabajar para proteger la vida de la gente.

Desde el 8 de diciembre de hace un año, agregó Manuel Velasco, recorriendo la totalidad de los 122 municipios no se ha dejado de trabajar, porque desde el inicio el compromiso fue encabezar un gobierno cercano a la gente, un gobierno que escucha las necesidades de la gente en sus colonias, barrios, ejidos y comunidades, en suma, enfatizó: “enfrentamos un año 2013 con grandes desafíos, pero los encaramos trabajando de manera incansable”.

Así pues, en la presente administración se propuso realizar acciones bien planeadas, con orden y sin ocurrencias, plasmando este anhelo de la gente en el Plan Estatal de Desarrollo, que se dividió en cuatro grandes ejes: Crecimiento, Desarrollo, Medio Ambiente y Bienestar.

Los resultados, aseveró, son el fruto del trabajo de todas y todos los chiapanecos, pero sobre todo, es gracias al clima de paz, tranquilidad y seguridad pública que existe en Chiapas.

Luego de detallar cada una de las acciones realizadas por cada Eje, Velasco se refirió al zapatismo como una realidad política que contribuye al desarrollo y bienestar de los pueblos indígenas. En este sentido, precisó que el compromiso que asumió hace un año de proceder con respeto, valoración y con acciones de distensión, ha sido cumplido y se mantiene.

De manera especial señaló que su gobierno abonó a la liberación de presos injustamente encarcelados: 15 presos relacionados directa o indirectamente con el zapatismo fueron liberados en coordinación con la Federación, son los casos del profesor Alberto Patishtán y Francisco Sántiz López, así como los cuatro hermanos Monzón, que se encontraban en el penal de Motozintla y nueve de “La Voz del Amate”, que estaban presos en el penal de San Cristóbal; actualmente se trabaja para la liberación de dos más pertenecientes a San Sebastián Bachajón.

Mantendremos, apuntó, el compromiso de respeto al zapatismo y de solución pacífica de los conflictos.

“La  postura es y seguirá siendo clara: tenemos una deuda moral con los pueblos indígenas de Chiapas y de México que debemos saldar con justicia y dignidad”, consideró el mandatario.

En su mensaje político, Manuel Velasco subrayó que como Gobernador ha propiciado la convivencia fraterna entre todos los sectores, con pleno respeto a sus creencias políticas e ideológicas.

Reconoció que muchas voces claman por un ejercicio de poder autoritario, “pero en todo momento hemos actuado con prudencia, tolerancia y puertas abiertas y lo vamos a seguir haciendo porque estamos conscientes de la responsabilidad que significa gobernar un estado tan diverso y plural como lo es Chiapas”.

Velasco Coello invitó a las voces sensatas y maduras a seguir trabajando unidos y a quienes difieren, les ratificó su apertura al diálogo, porque todos, dijo, “debemos entender, que la lucha no debe ser entre hermanos y menos entre chiapanecos. Hacemos gobierno a través de los acuerdos y no mediante la imposición”.

El Gobernador convocó a la sociedad entera a trabajar más unidos, más comprometidos y más fortalecidos en torno a un mismo objetivo en común: que Chiapas cada día avance más, construyendo un Chiapas en paz y un Chiapas en armonía.

Nunca antes en la historia de Chiapas, precisó, tantos habitantes habían depositado tanta confianza en un proyecto político, por lo que ratificó que “el compromiso que sellamos en esa histórica jornada está hoy más vigente que nunca”.

El gobernador reiteró que en el 2013 enfrentamos desafíos formidables, pero de ellos, apuntó, salimos fortalecidos.

En este sentido, pidió que la experiencia sirva para refrendar la confianza de que unidos es posible lograr todo lo que se propone, porque, aseguró, lo mejor de Chiapas está delante de nosotros.

“Vayamos a su encuentro sin temor, con emoción y con la certeza de que seguiremos avanzando sin demora y sin titubeos, porque delante de nosotros hay mucho pueblo que nos impulsa con su energía y vitalidad, vayamos juntos para que Chiapas avance”, expresó.

Comentarios con Facebook