Vence plazo en EE.UU. para comprar seguros médicos de ObamaCare

obama-care-seguros

Washington, 24 dic (PL) Millones de estadounidenses carentes de un seguro médico tienen hasta hoy a la medianoche para adquirir una póliza y evitar ser multados a partir del 1 de enero próximo, como estipula la nueva ley sanitaria.

La víspera, la Casa Blanca extendió por 24 horas adicionales el plazo para la compra de los seguros, al amparo de la Ley de Protección al Paciente y Cuidado de Salud Asequible, considerada el principal logro de la administración del presidente Barack Obama.

Sin embargo, la conocida como ObamaCare, ha recorrido un camino plagado de tropiezos que eclipsaron la popularidad del mandatario y los demócratas.

Ello la ha convertido en banderín de los conservadores para atacar a sus rivales políticos y en anunciado tema de campaña para las elecciones de medio término en noviembre de 2014.

La medida suscita opiniones divergentes, desde los abiertos defensores que la califican como oportunidad para que todos los norteamericanos dispongan de cobertura médica, hasta los acérrimos antagonistas que rechazan la obligatoriedad de su mandato y los costos para las economías individuales.

De acuerdo con la legislación, evitar la compra del seguro trae como riesgo la imposición de multas por un monto de 2,5 por ciento del salario.

En Estados Unidos unas 48 millones de personas carecen de seguros de este tipo.

Fallas técnicas y lentitud en la navegación de la web que vende las pólizas desató un alud de críticas de quienes exigen, además, anular la iniciativa.

Por si fuera poco, unos cinco millones de ciudadanos conocieron a partir del 1 de octubre que sus planes de seguro estaban siendo cancelados, por no cumplir los estándares de la nueva legislación, si bien el mandatario prometió que podrían continuar con sus anteriores programas aseguradores.

Los estropicios de la legislación la hacen cada vez menos popular entre los ciudadanos, con un respaldo de apenas 35 por ciento, cinco puntos menos que hace un mes, de acuerdo con un sondeo conjunto de la cadena televisiva CNN y la empresa ORC, publicado la víspera.

La encuesta señaló que el 42 por ciento de las personas considera que su cobertura médica será peor a consecuencia de la reforma, frente al 16 por ciento que califica la nueva ley como algo positivo.

Llama la atención que en el sector femenino se incrementó la oposición a la iniciativa, de un 54 por ciento en noviembre al 60 por ciento actual, indicó el estudio, un balde de agua fría para el gobierno demócrata que enfocó hacia las madres buena parte de la promoción de la campaña.

Obama, que intenta recuperarse de casi tres meses de noticias negativas relacionadas con el programa de atención médica, contrató este lunes una póliza económica como forma de dar ejemplo a los estadounidenses, informó la mansión Ejecutiva.

Ello obligará al Ejecutivo a desembolsar 400 dólares mensuales por su nuevo seguro, que clasifica como una de las categorías más baratas del nuevo sistema, la “bronce”.

Comentaristas observan que se trata de un gesto simbólico de respaldo a la venta de seguros, pues Obama y su familia tienen garantizado el tratamiento gratuito de por vida en hospitales militares estadounidenses.

Comentarios con Facebook