OSCE debate sobre envío de misión de observadores a Ucrania

osce

Viena, 3 mar (PL) La Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE) analizó hoy el envío de observadores a Ucrania, mientras la representación rusa puso en duda la efectividad de ese tipo de misiones en el pasado.

Andrei Kolin, embajador ruso ante la OSCE, en su momento creada en pleno auge de la Guerra Fría y con 57 países, recordó que la presencia de observadores en Kosovo empeoró la situación allí y en Osetia del Sur agravó el diferendo en esa república autónoma.

La subsecretaria norteamericana de Estado, Victoria Nuland, una de las principales instigadoras de protestas violentas en Kiev que forzaron la destitución del presidente Viktor Yanukovich, se apresuró a anunciar la llegada de observadores a Ucrania.

Nuland comentó que la misión de la OSCE arribaría a Kiev esta misma noche o madrugada (hora local), aunque tal posibilidad abrió esta jornada un debate en el seno de la OSCE.

Medios de prensa locales comentaron que la entidad internacional se mostró indiferente cuando grupos de paramilitares neofascistas tomaron el control del Gobierno, el Parlamento y la Presidencia, tras violar un acuerdo alcanzado el 21 de febrero pasado.

La avenencia, firmada con Polonia, Francia y Alemania como garantes, incluía la discusión de una reforma constitucional, un gobierno de unidad nacional, el desarme de los paramilitares, la salida de tropas de Kiev y elecciones anticipadas, entre otras medidas.

Ninguno de los citados puntos fue respetado por las actuales autoridades de Ucrania, mientras en varias regiones grupos ultranacionalistas desalojaron de edificios administrativos a sus funcionarios y se aprobaban leyes en detrimento de las minorías.

En ese contexto, en Crimea hubo un cambio de gobierno y sus nuevos integrantes solicitaron a Rusia protección ante posibles actos violentos de agrupaciones ultraderechistas que prometieron, como en otras ocasiones, viajar a esa región e imponer su orden.

Al respecto, Kolin rechazó los argumentos de Kiev sobre una supuesta invasión de uniformados rusos en la mencionada península ucraniana.

No tengo información de presencia de tropas rusas en Crimea, excepto las asociadas con la Flota rusa del Mar Negro, asentada allí según acuerdos bilaterales entre Kiev y Moscú, aclaró el diplomático ruso.

Ambas cámaras del parlamento ruso aprobaron resoluciones que permiten al presidente Vladimir Putin desplegar fuerzas en Crimea en defensa de ciudadanos y compatriotas de su país, aunque el estadista no hizo uso aún de esa prerrogativa, asegura Moscú.

Comentarios con Facebook