La otra mirada de Diego y Frida en el Dolores Olmedo

mirada
Irma Gallo

N22

Con una nueva propuesta museográfica que permite ver mucho mejor la obra, Colección de Frida y Diego del Museo Dolores Olmedo estará abierta al público a partir de mañana, 11 de marzo.

“Primero, cumplimos 20 años. Entonces sentimos que había que cambiar tanto el discurso o la disposición museográfica de las obras, como cambiar los interiores. Porque antes era una casa con pinturas; ahora es una sala de exhibición de obra plástica”, comentó el director del museo, Carlos Phillips Olmedo.

La obra de Diego Rivera se divide en siete temas, mientras que la de Frida Kahlo en dos.

Diego Rivera: etapas y temas

En la sala principal del recinto se puede apreciar la etapa europea de Diego. Cuando él estuvo en Francia, España y donde pasó 13 años de su vida. En el comedor volverán a tener las pinturas de negras, así como los desnudos de una bailarina americana. Posteriormente se dará paso a la sala en donde hay retratos. “A doña Lola la pasamos de la sala principal y ella preside retratos”.

La “Escuela Mexicana de Pintura” dejará ver la técnica en la que Diego pintó lo mexicano. También habrá un espacio dedicado a sus viajes a Europa, Rusia, casi al terminó de su vida. Ahí se exhibe la pintura que hizo relacionada con al ex Unión Soviética.

La parte dedicada a Diego Rivera termina con los atardeceres y el cuadro Las sandías, que se supone fue el último que pintó.

Por el otro lado, está Frida Kahlo, de quien se muestra su parte surrealista.

“Está el autorretrato con changuito, unas naturalezas muertas que son de la colección de la galería; están los retratos que ella hizo de una niña, y es la parte, vamos a decir, no dramática de la obra de Frida. Y entramos a la última sala y está La columna rota, Unos cuantos piquetitos, El hospital Henry Ford, Sin esperanza, El fetito, finalizó.

Comentarios con Facebook