PIDEN A PGR QUE INVESTIGUE A GENARO GARCÍA LUNA Y A MONTE ALEJANDRO RUBIDO POR CASO “EL CHAYO”

comparecencia_genario_garcia91

Diputados federales y locales del PRD solicitaron a la Procuraduría General de la República (PGR), que investigue al ex secretario de Seguridad Pública federal, Genaro García Luna, y a Monte Alejandro Rubido, actual titular del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad, por su presunta responsabilidad en el anuncio de la muerte de Nazario Moreno González alias “El Chayo” en 2010, cuando el capo aún estaba vivo.

Los diputados federales Fernando Belaunzarán y Carlos Augusto Morales, así como los legisladores locales Esthela Damián, Efraín Morales y Daniel Ordóñez, recordaron que Rubido, quien fue precisamente el responsable de dar a conocer la muerte del narcotraficante el domingo pasado, se desempeñó como subsecretario de Prevención durante la gestión de García Luna y ahora es señalado de haber proporcionado los datos erróneos sobre la muerte del líder fundador de Los Caballeros Templarios.

Los legisladores del PRD urgieron al Gobierno de Enrique Peña Nieto a llevar hasta sus últimas consecuencias las investigaciones del caso y proceder en contra de quien o quienes pudieran resultar presuntos responsables.

Afirmaron que el caso de “El Chayo”, abatido la madrugada del pasado domingo en Michoacán durante un enfrentamiento con elementos del Ejército y de la Armada de México,  sólo confirmó que los gobiernos panistas de Vicente Fox y Felipe Calderón se caracterizaron por la fuga de narcotraficantes como el “El Chapo” Guzmán, inventar muertos y armar montajes en la lucha absurda contra el crimen organizado.

Al respecto, recordaron el montaje que rodeó el caso de la francesa Florence Cassez, quien se vio favorecida por un amparo que le otorgó la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) el 23 de enero de 2013, lo que le permitió obtener su libertad tras permanecer siete años en prisión  por los delitos de secuestro y delincuencia organizada.

Los diputados perredistas afirmaron que nadie llevó hasta sus últimas consecuencias la guerra contra las drogas como Felipe Calderón y por lo mismo nadie demostró como él que no se puede ganar, “el asunto de “El Chayo” es uno entre muchos otros gazapos de la autoridad en ese absurdo combate contra el narcotráfico”.

Dijeron no escamotear el éxito del Gobierno federal al recapturar al “Chapo” Guzmán y abatir al líder fundador de Los Caballeros Templarios, sin embargo “nadie puede pensar que eso resolverá el grave problema que significa el tráfico de drogas en México. El narco es una hidra de muchas cabezas, cortas una y surgen varias”.

Aseguraron que mientras el narcotráfico siga siendo el negocio más rentable, no habrá manera de acabar con él, “por eso la necesidad de discutir la regulación de drogas empezando por la mariguana”.

Los gobiernos panistas, abundaron, demostraron que la guerra contra las drogas no se puede ganar, Calderón la escaló hasta su máximo nivel y lo cierto es que la descomposición del país creció, “nadie puede decir que estamos mejor ahora que antes de que escalara el conflicto y se llevará hasta su máximo nivel en el sexenio calderonista”.

Comentarios con Facebook