Presidente ruso da ejemplo con cuenta en banco sancionado por EE.UU.

Rossiya

Moscú, 25 mar (PL) El presidente Vladimir Putin abrió hoy una cuenta en el banco Rossiya, sancionado por Estados Unidos tras el referendo en el que 96,77 por ciento de los votantes crimeos aprobaron la reunificación de la península con Rusia.

Dmitri Peskov, asesor de prensa del líder ruso, aseguró que a partir del próximo mes el sueldo del mandatario se transferirá a esa cuenta.

La Casa Blanca introdujo sanciones contra políticos y empresarios rusos por la posición de Moscú contraria al derrocamiento del presidente ucraniano, Víktor Yanukóvich, y por su respaldo a la reunificación solicitada por Crimea tras el ejercicio comicial.

Por su parte, el mandatario estadounidense, Barack Obama, destacó hoy en La Haya lo que denominó unidad de Occidente en el respaldo a los gobernantes impuestos en Kiev tras la defenestración de Yanukóvich en alianza con fuerzas neonazis, y en el castigo a la Federación de Rusia.

Europa y Estados Unidos están unidos en el apoyo al gobierno ucraniano y en el deseo de hacer que Rusia pague por las acciones que ha emprendido, dijo Obama en la ciudad sede desde hoy de la III Cumbre de Seguridad Nuclear.

La Unión Europea y Washington publicaron sendas listas de funcionarios gubernamentales, legisladores y empresarios rusos castigados tras la reunificación de Moscú y Sinferópol.

Suspendieron, asimismo, la cumbre del grupo de las ocho economías más desarrolladas (G-8) prevista para junio próximo en la ciudad balneario de Sochi y la cooperación militar con la Federación.

El Ministerio ruso de Asuntos Exteriores advirtió que esas represalias afectarán a ambas partes y anticipó que prepara una respuesta recíproca y adecuada.

Hoy el portavoz de la Cancillería, Alexánder Lukashévich, informó que Rusia introdujo sanciones contra 13 legisladores y altos cargos públicos de Canadá como respuesta a decisiones de ese país que causan graves daños a las relaciones bilaterales.

Por su parte, el ministro de Exteriores ruso, Serguei Lavrov, se reunió en La Haya por primera vez con su par interino ucraniano, Andrei Desschitsa, según explicó en rueda de prensa.

Durante la plática, Lavrov llamó a Kiev a realizar una reforma constitucional que tenga en cuenta los intereses de todos los ciudadanos ucranianos. Sin esos cambios será muy difícil superar la crisis política que vive el país, según dijo.

El jefe de la diplomacia rusa dialogó también con el secretario de Estado norteamericano, John Kerry, a quien instó a respetar los resultados del referendo de Crimea.

Hemos indicado, además, lo crucial de tomar por fin las medidas para cortar el desenfreno de los radicales (en Ucrania) e impedir su participación en la vida política, resaltó el canciller en rueda de prensa tras dialogar con Kerry.

Comentarios con Facebook