CIA quiso intimidar a personal del Congreso, dice senadora de EE.UU.

2013-01-23T132946Z_1_CBRE90M11HQ00_RTROPTP_4_USA_result-523x367

Washington, 30 mar (PL) La presidenta del Comité de Inteligencia del Senado estadounidense, Dianne Feinstein, afirmó hoy que la Agencia Central de Inteligencia (CIA) trató de intimidar a personal del Congreso por remitir disputa al Departamento de Justicia.

Durante una entrevista exclusiva al programa State of te Union, de la CNN, la demócrata por California evitó seguir hablando sobre las acusaciones que hizo a la CIA el pasado 11 de marzo, aunque comentó que la agencia hizo algo incorrecto, de lo cual no quería seguir hablando.

Feinstein aseguró en un discurso en la Cámara alta que la entidad espió una investigación de su panel en 2010 y eliminó secretamente de las computadoras documentos de un informe sobre el controvertido programa de detenciones secretas y las prácticas de tortura durante el gobierno de George W. Bush.

La presidenta de ese comité legislativo reveló públicamente lo que hasta ese momento era una callada disputa entre el Capitolio y la agencia de espionaje y agregó entonces que el caso fue remitido al Departamento de Justicia para que realice una investigación mayor.

El discurso fue cuidadosamente elaborado. Creo que fue preciso. Utilicé las palabras que debían estar, puntualizó Feinstein a State of the Union.

Tanto la senadora como la agencia federal se han imputado mutuamente de una conducta impropia.

Feinstein aseguró que tenía “temores serios de que la búsqueda de la CIA bien pudo haber violado los principios de separación de poderes consagrados en la Constitución de Estados Unidos”.

Al ser interrogado, el director de la CIA, John Brennan, dijo que su dependencia no estaba tratando de entorpecer el informe de la comisión, además, negó que intervinieran de forma ilegal las computadoras del Senado.

El Comité de Inteligencia concluyó su trabajo en 2012, pero sus conclusiones no fueron entonces públicas y la CIA solicitó el verano pasado tiempo para que pudiera incluirse en legajo su respuesta.

A principios del pasado otoño se revisaron otra vez las más de seis mil páginas del informe y hasta la fecha no se sabe si algún día verá la luz.

Comentarios con Facebook