Contaminación en Beijing sobrepasa lo que puede soportar, expertos

china-beijing-contaminacin

Beijing, 10 abr (PL) El Buró de Protección Medioambiental de Beijing admitió hoy que la calidad del entorno capitalino en 2013 fue idéntica a la de 2012 y que la cantidad de contaminantes descargados sobre la ciudad sobrepasa lo que esta puede soportar.

Estos criterios están contenidos en el informe anual sobre medio ambiente en Beijing divulgado hoy, en el cual el Buró admite que pese a los esfuerzos para reducir la polución, los índices de las peligrosas partículas PM2,5 se mantuvieron en 2013 con una tasa de 156 por ciento, comparado con 2012.

Estas partículas minúsculas -de dos a cinco micrómetros de diámetro- deben tener una concentración máxima de 25 por metro cúbico, según la Organización Mundial de la Salud, y de 35, de acuerdo con los parámetros chinos, para el bienestar humano.

Sin embargo, el promedio de las PM2,5 el pasado año fue de 89, es decir 156 por ciento comparado con la tasa nacional de este país asiático.

También fueron sobrepasadas las marcas chinas de concentración de dióxido de nitrógeno y de las PM10, con 56 y 108.1 por metro cúbico respectivamente, cuando lo seguro es 40 y 54, según los expertos.

Las fuentes agregaron a la lista el ozono, y dijeron que de los seis contaminantes monitoreados en esta capital, solo cumplieron los estándares el dióxido de sulfuro y el monóxido de carbono.

Otros aspectos contenidos en el reporte son la no solución de la escasez de agua en Beijing y la contaminación en las secciones bajas de los ríos capitalinos.

El documento precisa que una serie de medidas fueron adoptadas el pasado año para enfrentar estos problemas de contaminación.

Destaca entre ellas el plan divulgado en septiembre pasado (2013-17) para mejorar la calidad del aire con la reducción del consumo de carbón, el uso de energías limpias y la disminución de la capacidad productiva de las industrias altamente contaminantes.

Unos meses antes, en mayo de 2013, se promulgó un programa hasta 2015 para mejorar el tratamiento de basura y promover las facilidades para reciclar el agua utilizada en las construcciones.

Paralelamente, las autoridades de esta capital sustituyeron 44 mil estufas de carbón con calentadores eléctricos, reemplazaron 366 mil autos altamente emisores y elevaron los estándares para la circulación de los vehículos estatales.

La divulgación hoy de este informe coincide con una nube tóxica sobre Beijing que durante días ha mantenido altos índices de PM2,5, aunque no se han emitido alertas a la población.

Comentarios con Facebook