Impagos ucranianos de gas e injerencia de EE.UU. en agenda de Putin

Russia's President Vladimir Putin makes a statement on issues connected with chemical weapons in Syria at the Novo-Ogaryovo residence outside Moscow -0JWV3533.jpg-

Moscú, 11 abr (PL) El presidente ruso, Vladimir Putin, advirtió hoy que resulta “intolerable” la deuda de Ucrania por el gas natural importado desde Rusia, pese a los bajos precios vigentes en el primer trimestre del año en curso.

De los 540 millones de dólares que debieron desembolsar el 7 de abril, de acuerdo con el contrato gasífero rubricado en marzo pasado, no pagaron un solo dólar, problema que el mandatario analizó en una reunión del Consejo de Seguridad de Rusia.

Esta situación es absolutamente intolerable, “cero absoluto”, enfatizó el estadista.

La víspera, en una misiva enviada a sus pares europeos, el jefe del Kremlin los instó a efectuar consultas urgentes para prevenir la quiebra de la economía ucraniana y garantizar el flujo del carburante ruso hacia Occidente.

Indicó que los descuentos sobre esta materia prima concedidos a Kiev ascendieron a 35 mil 400 millones de dólares en el último cuatrienio.

Los adeudos contraídos por la estatal Naftogaz Ucrania por la importación del carburante y la negativa de Kiev a desembolsar los montos acumulados, centraron otra reunión sostenida el miércoles por Putin con el Ejecutivo en su residencia de Novo-Ogarievo, en la provincia de Moscú.

Ante las circunstancias actuales, Gazprom debe suministrar gas a Ucrania solo en el volumen que sea pagado con un mes de anticipación, esbozó el mandatario a los miembros del gabinete, presidido por el primer ministro, Dmitri Medvedev.

Cuanto paguen será lo que recibirán, recalcó, al tiempo que aclaró que el mecanismo de pagos anticipados no se hará efectivo hasta la realización de consultas adicionales, según el canal Rossia 24.

Según el ministro de Energía, Alexander Novak, la deuda de Ucrania ante Gazprom asciende a dos mil 238 millones de dólares.

Putin criticó hoy, asimismo, a Estados Unidos por una reacción que calificó de “algo extraña” ante su carta a líderes europeos sobre los suministros de gas a Ucrania y deploró que Washington también inspeccione la correspondencia.

No está bien leer cartas ajenas que escribimos a los consumidores del gas en Europa, no a ellos. Todos estamos acostumbrados a que nuestros amigos estadounidenses realicen escuchas, pero inspeccionar la correspondencia es muy feo, comentó el mandatario.

La declaración del líder ruso siguió a la información brindada durante la reunión del Consejo de Seguridad por el canciller, Serguei Lavrov, de que solo se ha recibido la respuesta de Washington a la misiva de Putin sobre la situación en Ucrania.

Otra mala noticia para Kiev envió el país con mayor potencial técnico en Europa para el suministro de gas en sentido inverso a Ucrania, Eslovaquia, que por medio de su primer ministro, Robert Fico, demandó garantías financieras de la Unión Europea (UE) antes de iniciar estas operaciones.

Es obvio que Ucrania no puede pagar sus facturas, dijo Fico citado por la agencia PAP al reclamar ante la prensa un compromiso de la UE y la Comisión Europea.

Aseguró que Eslovaquia quiere ayudar a Ucrania, pero al mismo tiempo se debe buscar una solución que no viole su propio acuerdo con la rusa Gazprom.

El Gobierno eslovaco también quiere llevar a cabo conversaciones cuatripartitas con la participación de representantes de la UE, Rusia y Ucrania, concluyó el gobernante.

Comentarios con Facebook