Planean investigar prejuicios raciales en Policía estadounidense

policia-racial

Washington, 28 abr (PL) El Departamento de Justicia de Estados Unidos anunció hoy que planea investigar a profundidad los prejuicios raciales dentro de la Policía, mediante el análisis de datos sobre detenciones, cacheos y arrestos.
De acuerdo con el fiscal general, Eric Holder, los datos serán recolectados durante dos años en algunas ciudades como parte de una iniciativa del National Center for Building Community Trust and Justice (Centro Nacional para el Establecimiento Comunitario de Confianza y Justicia), valorada en 4 millones 750 mil dólares.
Holder explicó en un vídeo que los arrestos y acciones legales motivados por prejuicios raciales provocan resentimiento hacia los encargados de hacer cumplir las leyes, al tiempo que confió en que el proyecto ayude a mejorar la relación policial con los afroestadounidenses y otras minorías.
La mitad de los hombres afroamericanos han sido detenidos al menos una vez antes de cumplir 23 años y, en general, los negros son seis veces más propensos a ser encarcelados que los blancos, ilustró el funcionario.
El estudio ocurre luego que el presidente Barack Obama exhortó al Departamento de Justicia a trabajar de cerca con la policía local para aliviar tensiones entre policías y los grupos minoritarios, tras el asesinato del joven afroestadounidense Trayvon Martin en el estado de Florida.
En febrero de 2012, Martin transitaba desarmado por una zona residencial de Sanford, en el sureño territorio, cuando George Zimmerman, un hombre blanco que integraba una patrulla de vigilancia voluntaria del vecindario, le hizo un disparo mortal en la cabeza.
La muerte del adolescente de 17 años provocó una ola de indignación en Estados Unidos mientras numerosos activistas denunciaron que el homicida ultimó al muchacho por prejuicios raciales.
El caso de la muerte de Martin se trasformó en fuente de polarización aún más, luego de que Zimmerman fuera absuelto por la justicia, lo cual ha abierto un intenso debate respecto a las diferencias en el trato racial, la igualdad ante la justicia y la forma en que se entiende la defensa propia.
El mandatario pidió calma a la población tras conocerse el veredicto, consciente de los riesgos de estallidos sociales por una población negra indignada por el caso, al estimar que no se hizo justicia a favor del fallecido.

Comentarios con Facebook