Confirma fiscal colombiano espionaje de correos sobre proceso de paz

COLOMBIA-20121120_634890226380351569

Bogotá, 6 my (PL) El fiscal general colombiano, Eduardo Montealegre, confirmó hoy que desde el apartamento allanado en el norte de esta capital se estaban leyendo correos de personas relacionadas con el proceso de paz que se lleva a cabo en La Habana.
En declaraciones a periodistas desde el lugar de los hechos, señaló que desde ese centro ilegal de escucha se pretendía seguir el transcurso de las conversaciones, entre el Gobierno y la guerrilla de las FARC-EP, en la mesa instalada en la capital cubana.
Asimismo, confirmó que entre ayer y hoy se realizó el allanamiento de esa oficina radicada en un exclusivo sector de la calle 93 B, en el norte de la ciudad. Entre los espiados figuraban periodistas que cubrían el diálogo.
También se interceptaron correos del jefe de prensa de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP) en La Habana y uno institucional del Gobierno, indicó.
A juicio de Montealegre, este caso es mucho más grave que el de Andrómeda, detectado a fines de enero y destapado a principios de febrero por la revista Semana, en referencia al centro de inteligencia militar que operaba en un restorán del barrio bogotano Galerías, que espiaba a miembros de los equipos de paz.
Según manifestó el fiscal, se busca establecer “con quién, en que forma y por qué con esa información obtenida se pretendía sabotear, interferir y afectar el proceso de paz”.
No sabemos en qué tipo de condiciones y para quiénes se negociaba, eso es objeto de investigación, subrayó.
Montealegre calificó de muy grave que en esa oficina del norte bogotano se manejaran bases de datos de los desmovilizados de las FARC-EP, tras señalar que su fachada no era la de un local de interceptaciones oficiales, resguardadas en el marco legal y jurídico colombiano.
Estaba a cargo, dijo, de un ingeniero experto en asuntos de informática, interceptación de comunicaciones electrónicas y manejo de computadores e informática que quería negociar con esa información.
Montealegre precisó que existen “evidencias de que, a través de esta oficina, se interceptaron correos personales del presidente de la República”, de lo cual éste fue informado.
El detenido -quien se mostró dispuesto a colaborar con la investigación- tendrá que responder por los delitos de violación ilícita de comunicaciones, uso de software malicioso, interceptaciones de datos informáticos y espionaje, agregó el funcionario
La Fiscalía anunció que se halla tras la pista de otras cuatro personas que trabajaban en dicho local, promovido en internet como un ente especializado en la operación correcta y efectiva de los medios de comunicación.
Fuentes del órgano judicial confirmaron, además, que la esposa del capturado es hermana de una de las personas que trabaja en la campaña presidencial del candidato por el Partido Centro Democrático, Oscar Iván Zuluaga.

Comentarios con Facebook