Mandatario peruano rechaza vínculos con gobernador preso

humala230613w

Lima, 19 abr (PL) El presidente de Perú, Ollanta Humala, volvió a rechazar hoy intentos mediáticos y políticos conservadores de vincularlo con el gobernador de la norteña región de Áncash, César Álvarez, preso acusado de mandar a matar a un rival político.
Humala fue consultado sobre la afirmación de la esposa de Álvarez de que éste y el mandatario eran aliados y el jefe de Estado “se lava las manos” al marcar distancias del detenido, acusado además de encabezar una red criminal y corrupta.
“Yo soy aliado de todo el pueblo peruano, con todos los gobiernos regionales y municipales, eso es lo que me corresponde hacer como presidente de la República, el resto es novela”, dijo Humala escuetamente, sin hacer más comentarios en torno al caso.
Anteriormente ya había dicho que ni él ni el gobierno tienen ninguna relación con la red que según la fiscalía encabezaba Álvarez y calificó como infame e irresponsable la campaña que intenta involucrarlo a él y a su esposa, Nadine Heredia, en el asunto.
El exmiembro del equipo de campaña electoral de Humala en 2006 y exdueño del diario La Primera, que apoyó al mandatario en su campaña de 2011, Martín Belaúnde, señalado como colaborador de Álvarez, negó también que el mandatario y la primera dama tengan algo que ver con él y negó que el gobernador sea un asesino.
Entretanto, el expresidente regional (gobernador) de Áncash, que se entregó a la policía el pasado viernes,  sigue siendo interrogado, mientras la policía continúa la búsqueda de cerca de la mitad de unos 30 presuntos implicados en el asesinato, en marzo pasado, del consejero regional Ezequiel Nolasco, a manos de sicarios.
La mayoría de ellos, funcionarios, periodistas, custodios y presuntos sicarios, han sido ya apresados por la policía o se han entregado tras las órdenes judiciales de detenerlos por 15 días mientras se realiza la investigación del ministerio público.

Comentarios con Facebook