Abogado de Trump dimite en averiguación de elecciones

Washington, 22 mar (PL) El abogado John Dowd, renunció al trabajo con el presidente estadounidense, Donald Trump, tras encabezar el equipo legal del mandatario, en la investigación sobre una presunta interferencia rusa, en las elecciones en 2016.

“Amo al presidente y le deseo lo mejor”, manifestó el letrado a la cadena CNN, en referencia a su dimisión, que se produce pocos días después de que el jefe de la Casa Blanca intensificara sus ataques contra el fiscal especial Robert Mueller, encargado de la pesquisa sobre los comicios.

“John Dowd ha sido un miembro valioso de nuestro equipo y continuaremos nuestra cooperación continua con la oficina del fiscal especial, con respecto a esta investigación”, dijo Jay Sekulow, otro integrante del personal legal del gobernante.

De acuerdo con el portal Politico, Dowd lideraba las negociaciones para una posible entrevista a Trump, como parte de la indagación sobre una supuesta interferencia electoral rusa y una presunta complicidad con la campaña del jefe de Estado.

El pasado fin de semana Dowd desató gran controversia cuando llamó a finalizar el trabajo de Mueller.

Rezo para que el vicefiscal general, Rod Rosenstein, ponga fin a la investigación de colusión con Rusia fabricada por James Comey -exdirector del Buró Federal de Investigaciones (FBI), despedido por Trump en mayo de 2017-, manifestó el abogado el sábado último.

Aunque en un segundo momento Dowd, sostuvo que realizó tal declaración a título personal, inicialmente indicó que estaba hablando en nombre del presidente.

Luego de tales comentarios, Trump recurrió varias veces a la red social Twitter, para arremeter directamente contra Mueller, su investigación y la anterior dirigencia del FBI, después de que Andrew McCabe, exsubdirector de esa agencia federal, fuera despedido el viernes último.

“La investigación de Mueller nunca debió haberse iniciado porque no hubo colusión y no hubo delito”, escribió el sábado el gobernante republicano.

De acuerdo con el jefe de la Casa Blanca, el inicio de esa pesquisa se basó “en actividades fraudulentas y un dossier falso” pagado por la “deshonesta Hillary Clinton“, su rival en las elecciones de hace dos años, y el Comité Nacional Demócrata.
Al día siguiente lanzó nuevos ataques que llevaron a medios de prensa y analistas a considerar que el mandatario buscaba el despido de Mueller, algo que la mansión ejecutiva trató de descartar.

Tras la salida de Dowd, no está claro de inmediato, quién se haría cargo como principal abogado personal del presidente, pero esta semana Trump contrató a un nuevo letrado, Joseph di Genova, para unirse a su equipo legal.

Esta figura ha dicho públicamente que al gobernante se le tendió una trampa por parte del FBI y los funcionarios del Departamento de Justicia.

Deja tu comentario