El corredor temporal ha sido un fracaso, sentencia el Consejo de Comerciantes del Centro Histórico

El corredor temporal

Por Irene Díaz

Puebla, 25 de Marzo (ASI) A un año de su creación y pese a las favorables expectativas que había creado en torno a la regulación del comercio informal, el corredor temporal que se ubica en la 12 Oriente-Poniente de la 4 Norte a la 7 Norte, prácticamente no ha funcionado, pues no solo no se ha ordenado el seguimiento de su actividad, sino además no se le ha dado el seguimiento que requiere.

José Juan Ayala Vázquez, presidente del Consejo de Comerciantes del Centro Histórico, afirmó que presuntamente la autoridad municipal, obligaría a los informales a que ocuparan estos espacios de manera regulada –mañana, tarde y noche-, lo que haría de esos 312 espacios, una utilidad de más de 900 por día, sin embargo, ello también no se ha logrado.

“No se le ha puesto empeño y hoy día, tenemos ambulantes por todo el centro histórico”, sostuvo el líder empresarial, al tiempo de afirmar que esta competencia desleal ha afectado al menos en un 15 por ciento en los niveles de venta de los 10 mil negocios que se ubican en el primer cuadro de la ciudad y que lo hacen el centro comercial más grande de Puebla.

EL AYUNTAMIENTO Y SUS JUSTIFICACIONES

“Siempre tienen una justificación para no actuar –el ayuntamiento-, ya sea porque los ambulantes no están de acuerdo con los espacios, qué no pasa la gente necesaria para vender, qué no están de acuerdo con los giros, es algo que simple y sencillamente que la autoridad municipal deja pasar y ya son 4 años de la presente administración con lo mismo, sin que hasta el momento haya un avance real”.

Calificó como lamentables estos resultados, pues un ayuntamiento con un periodo histórico de administración, no pudo hacer nada para consolidar un proyecto para una solución viable al proyecto del ambulantaje.

Ayala Vázquez, dejó en claro que las pérdidas económicas para los comercios de esta zona son millonarias, sin dejar de considerar la falta del transporte público, la inseguridad que priva en ciertos espacios.

Ante este escenario, por enésima vez hicieron un llamado de auxilio a la autoridad municipal para que se revierta de inmediato esta problemática y se resuelvan los tiempos tan complicados que vive el comercio establecido en su economía.

URGE A LA APLICACIÓN DEL COREMUN

Además, -otra vez- urgió a la aplicación del Código Reglamentario Municipal (Coremun) para sancionar a aquellos vendedores ambulantes que no han querido instalarse en el corredor comercial de la 12 Oriente-Poniente y sentenció que la autoridad municipal debe tener mano dura para aplicar multas a comerciantes informales.

“Que se aplique el reglamento y reactivar la economía formal del Centro Histórico”, subrayó al reiterar que se trata de un ‘fracaso’ el llamado corredor comercial que sólo tiene ocupado el 15 por ciento de su capacidad, se debe a que el proyecto no ha sido vigilado y los ambulantes de otros estados ven a Puebla como excelente lugar para instalarse en vía pública.

Sostuvo que por más de tres años el comercio establecido ha sido “tolerante” con el gobierno municipal pues ha dejado que los ambulantes tengan tomadas las calles del Centro Histórico, afectando sus ventas debido a la competencia desleal.

También, destacó el hecho que se prohíba la venta de comida preparada en la vía pública en esta zona, dado que resulta muy complicado que en las aceras los informales estén cocinando con bidones de aceite para preparar papas fritas o se coloquen hornos para preparar pizzas o incluso, la presencia de anafres para preparar chalupas, factores que podrían derivar en fatales accidentes, ello sin incluir, la peligrosa instalación de tanques de gas.

Deja tu comentario