Dicho sea de paso: La cuenta de lo que más cuenta

Por: Fernando Urbano Castillo Pacheco Para mis hijos: Fernando y Emiliano. En los años cincuenta, en su texto La administración pública mexicana, Karl Gordon Schaeffer, al referirse a la figura del virrey en la época colonial decía: “El puesto exigía un hombre agresivo y astuto, que se elevara por encima de las numerosas limitaciones impuestas a su autoridad, un hombre que gobernara personalmente, que tomara en sus manos todas las riendas de la autoridad, que pudiera resolver lo mismo las minucias que los grandes problemas de la administración, que interviniera…

Leer mas