Trump viajará a California para evaluar situación con incendios

Washington, 12 sep (Prensa Latina) El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, viajará el lunes a California para evaluar la devastación provocada por numerosos incendios, y tras recibir críticas por mantenerse en silencio sobre esos siniestros durante muchos días.


Según difundió la Casa Blanca, el mandatario republicano sostendrá una reunión informativa con el gobernador del estado occidental, el demócrata Gavin Newsom, en momentos en los que se registran decenas de fuegos.


Judd Deere, portavoz de la mansión ejecutiva, adelantó que Trump también se encontrará con bomberos, y con personal local y federal de respuesta a emergencias, durante una visita a McClellan Park, una antigua base aérea en las afueras de la ciudad de Sacramento.


Desde mediados de agosto, el presidente Trump y el gobernador Newsom han hablado por teléfono y la Casa Blanca y la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias se han mantenido en contacto constante con los funcionarios estatales y locales durante la respuesta a estos desastres naturales, sostuvo Deere.


“El presidente continúa apoyando a quienes luchan contra los incendios forestales en una respuesta de emergencia ejecutada localmente, administrada por el estado y con apoyo federal”, añadió.


La visita de Trump al territorio occidental tendrá lugar luego de que el mandatario, quien es un usuario habitual de las redes sociales, no mencionó los incendios durante más de tres semanas.


Fue anoche cuando el gobernante se refirió por primera vez al tema de forma pública, al agradecer en Twitter a los más de 28 mil bomberos y otros equipos de primera respuesta que luchan contra los siniestros en California, Oregón y Washington.


El jefe de la Casa Blanca, una figura muy controvertida en temas ambientales, en ocasiones anteriores responsabilizó a las autoridades californianas por los fuegos que suelen afectar al estado, al acusarlas de realizar un mal manejo forestal, e incluso llamó a talar árboles para evitar la propagación de las llamas.


A pesar del reconocimiento de los científicos de que la situación en California y en otros estados está vinculada con los efectos del cambio climático, a finales de 2019 Trump amenazó con recortarle al territorio fondos federales si no se seguían sus recomendaciones en la materia.


“No voy a decir que las prácticas de manejo forestal en California durante los últimos 100 años hayan sido ideales”, admitió Newsom esta semana, en lo que fue visto como una referencia a comentarios pasados del presidente, pero advirtió que lo registrado ahora no se debe solo a eso.


“Esta es una maldita emergencia climática. Esto es real y está sucediendo”, afirmó el gobernador, quien dijo que se necesita cambiar el liderazgo de quienes todavía no creen en esa amenaza.