Los vengadores en la NBA

La Habana, 4 abr (Prensa Latina Cuando parecía que la saga cinematográfica de Los Vengadores había llegado a su fin con la cinta Endgame (2019), la Asociación Nacional de Baloncesto (NBA) la trajo de vuelta y no podía ser otro el lugar que la ciudad de Nueva York, donde tenía su sede ese grupo de superhéroes de la editorial Marvel.


Pero en vez de la ficticia Torre Stark en Manhattan, la nueva locación para la reunión de los protagonistas es el Barclays Center de Brooklyn, hogar de los renovados Nets.


El ahora equipo neoyorquino, que hasta el 2012 jugó New Jersey con el nombre de esa urbe, aparece actualmente en el centro de los focos de la mejor liga de baloncesto de planeta.


La gerencia de Brooklyn  dio el espaldarazo definitivo en el mercado de fichajes con su última adquisición, el pívot LaMarcus Aldridge, proveniente del San Antonio Spurs, con quien terminaron de redondear una nómina plagada de astros cuyo único objetivo es el trofeo de campeón. O salvar al universo de Los Angeles Lakers del “villano” LeBron James, como usted prefiera.

Analogías cinematográficas aparte,  el centro de 2,11 metros de altura ya es un veterano de 35 años pero sus siete convocatorias a Juegos de Estrellas elevan a 41 la sumatoria de las apariciones al partido de luminarias todas las figuras que ahora convergen bajo la égida del entrenador Steve Nash.


El alero Kevin Durant (11) y el base Kyrie Irving (7) se convirtieron en los primeros mega refuerzos del plantel hace par de años, al unirse a DeAndre Jordan (1).


Sin embargo, no fue hasta la temporada 2021 que los Nets se ganaron realmente el calificativo de “súper equipo”. Para ello trajeron a James Harden con sus nueve Juegos de Estrellas, dos títulos de máximo anotador y un MVP a acuestas, y más recientemente a un jugador casi descartado como Blake Griffin, pero con un pasado prominente en el que participó seis veces en los All Star Games.


Solo los Boston Celtics de las campañas 2010-11 (56) y 2011-12 (43) han logrado aglutinar una mayor cantidad de jugadores que en conjunto exhiban mejor currículum. No obstante, esas constelaciones de jugadores no son garantía de éxito, más allá de llenar titulares y vender camisetas. El debutante Nash deberá sacar provecho desde el banquillo de tanto talento y ego combinados sobre un mismo tabloncillo.


Con algunos en su plenitud de facultades y otros en roles secundarios, Brooklyn posee todos los ingredientes para festejar su primer campeonato en la NBA. ¿Conseguirá el éxito esta nueva versión de Los Vengadores? Hay quienes dicen que las segundas partes nunca fueron buenas.
(Tomado de Orbe)

Más noticias: