Vacunas contra Covid-19 en disputa

La Habana, 16 may (Prensa Latina) Mientras varios países avanzan en la inmunización contra el coronavirus y a nivel global aumenta el número de nuevos casos e incluso de fallecimientos, científicos, empresarios, autoridades sanitarias y líderes mundiales debaten sobre la idea de eliminar o no temporalmente las patentes de las vacunas contra Covid-19.


Inicialmente, Estados Unidos y un pequeño grupo de países ricos obstaculizaron la solicitud de unas 100 naciones más pobres ante la Organización Mundial de Comercio para la liberación de emergencia de dichas patentes.

Con ese objetivo, más de 170 exmandatarios y premios Nobel enviaron en abril pasado una carta abierta al presidente estadounidense, Joe Biden, para producir lo que llaman una “vacuna del pueblo”.


Recientemente, Biden decidió apoyar esta iniciativa, la cual fue celebrada y también desaprobada por parte de la comunidad internacional.


Las patentes son una herramienta fundamental para la innovación y el progreso de un país, por lo que algunos argumentan que estas permiten recompensar los esfuerzos de invención y desarrollo de nuevas tecnologías tanto de personas como de empresas.


Además, muchas veces, para su implementación se requieren elevadas inversiones y se asumen riesgos considerables.


El doctor Anthony Fauci, principal asesor médico del Gobierno de Estados Unidos para la pandemia, reconoció que las empresas tienen preocupaciones legítimas sobre mantener sus negocios; pero “no se puede tener a gente muriéndose a través del mundo porque no tienen acceso a un producto que los ricos sí pueden utilizar”.


La Organización Mundial de la Salud (OMS) aseguró que renunciar a las protecciones de propiedad intelectual de las vacunas contra la Covid-19 posibilitará aumentar la capacidad de producción y lograr la tan anhelada equidad en la inmunización.


“Esta decisión prioriza el bienestar de todas las personas del mundo en un momento crítico (…) movámonos juntos rápidamente, en solidaridad, aprovechando el ingenio y el compromiso de los científicos que produjeron estas vacunas para salvar vidas”, expresó en la red social Twitter el doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS.


En medio de la compleja situación epidemiológica debido a la pandemia, la libe-ración de las patentes de los inyectables autorizados para uso de emergencia se convierte en una luz al final del túnel para muchos.

Más noticias: