Marchan en República Dominicana para exigir la inclusión de las 3 Causales en el Código Penal

Santo Domingo, 23 may (Prensa Latina) Organizaciones políticas y sociales de República Dominicana marcharon hoy en esta capital para exigir la inclusión en el Código Penal de tres causales que permitan interrumpir el embarazo a niñas y mujeres.


Desde tempranas horas de este domingo, miles de personas bajo las consignas de “Luis ponte claro, eso no fue lo que hablamos”; “Las tres causales van” y “Yo apoyo las tres causales” reclamaron al Gobierno y Congreso, la aprobación de las mencionadas medidas.


Recientemente, la Cámara de Diputados aprobó en primera lectura sólo la inclusión de la despenalización del aborto en el caso de riesgo para la vida de la madre, pero dejó fuera las otras dos, es decir, si el estado de gestación es producto de violación o incesto y ante un embarazo inviable.


Durante la marcha, el Movimiento por las Tres Causales anunció el levantamiento del campamento que por más de tres meses mantuvieron en una carpa frente al Palacio Nacional.


No obstante, dijeron, profundizarán la lucha “porque hoy más que nunca seguimos convencidas de cada una de las demandas y consignas son por el bienestar de los hombres y mujeres”.


En el manifiesto leído al final de la marcha, los organizadores explicaron que el proyecto de Código criminaliza la interrupción del embarazo en toda circunstancia.


Asimismo, reiteraron que la mayoría de la población dominicana está a favor de las causales y amplios sectores de la sociedad se han expresado abiertamente por el derecho de las mujeres a decidir en esas circunstancias.


Manifestaron: “este pueblo ya no aceptará que los derechos de las niñas y mujeres a la vida, a la salud y a la dignidad sean pisoteados y postergados; hoy estamos aquí para dar una demostración contundente de ello y repetir, las causales van”.


Por ultimo, exigieron no continuar “con el lastre trujillista del Concordato, que hace el Congreso actúe como representante de las jerarquías eclesiales”.

La problemática mantiene dividido a República Dominicana, en tanto unos la defienden como salida a futuros males; otros permanecen indiferentes o aferrados a conservadores criterios de no efectuar el procedimiento en ninguna circunstancia.

Más noticias: