Exhortan a Biden a no politizar campaña de vacunación

Washington, 8 sep (Prensa Latina) Una experta en salud pública en Estados Unidos instó hoy al presidente Joe Biden a guiar el plan de vacunas de refuerzo contra Covid-19 según la evidencia y la equidad, no con motivos políticos.


El gobierno federal y los departamentos de salud pública hacen bien en planificar la posible autorización de dosis de refuerzo, pero los plazos arbitrarios no son la respuesta, alertó la miembro del Consejo Asesor sobre Covid-19 de la Casa Blanca Julie Morita.


En un artículo publicado en The Hill, Morita opinó que la fecha prevista para el lanzamiento de los refuerzos al público en general, el 20 de septiembre, es prematura.


Hace casi un año, la presión política sobre la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) para que autorizara las vacunas contra la enfermedad fue tan inmensa que amenazó la confianza de la puesta en marcha de la campaña, incluso antes de que esta comenzara, escribió.


Esas agencias -añadió la también vicepresidenta ejecutiva de la Fundación Robert Wood Johnson- cumplieron con sus responsabilidades, lo que llevó a la autorización y distribución de vacunas seguras y eficaces.


“Sin embargo, el riesgo de que esta desconfianza se repita está latente, debido a que la población teme que esta sea una movida política de Biden para ganar simpatía en el país, en un momento de declive de su popularidad”, advirtió.


Debemos tener en cuenta, agregó, las lecciones del pasado y asegurarnos de que el proceso de autorización pueda seguir su curso adecuado.
El Comité Asesor de Vacunas y Productos Biológicos Relacionados (Vrbpac, por sus siglas en inglés) se reunirá el 17 de septiembre para estudiar los últimos datos sobre las vacunas autorizadas en el país y la importancia real de aplicar dosis extra en la población para reforzar su respuesta inmune.


Morita alertó que es probable que en esa fecha no se tenga recopilada toda la información necesaria y, de tenerse, el Vrbpac debe seguir varios pasos adicionales antes de que se administren las dosis de refuerzo.


La FDA y los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades determinaron que las terceras vacunas son necesarias para las personas gravemente inmunodeprimidas que obtuvieron poca o ninguna protección con las dosis iniciales.


“Eso no significa que el refuerzo es obligatorio para todo el mundo, y mucho menos a la vez”, aclaró la funcionaria y explicó que es aun más importante lograr que la población reticente a inmunizarse comprenda la importancia de acudir a los vacunatorios.


Los adultos no vacunados representan la abrumadora mayoría de los casos de contagio, hospitalizaciones y muertes por Covid-19, enfermedad causada por el SARS-CoV-2, según información oficial.

Más noticias: