Pedirán comparecencia de Rajoy por denuncias de corrupción

U225583

Madrid, 16 jul (PL) La oposición española volverá a exigir hoy la comparecencia del presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, para que esclarezca las acusaciones sobre una supuesta financiación ilegal de su partido en los últimos 20 años.
La Diputación Permanente del Congreso de los Diputados, órgano que sustituye al pleno en períodos no ordinarios de sesiones, decidirá este martes si cita a Rajoy para que responda a las revelaciones realizadas por el extesorero del Partido Popular (PP) Luis Bárcenas.
En una entrevista publicada hace una semana por el diario El Mundo, el antiguo administrador confesó que la agrupación conservadora recibió donaciones en metálico de empresarios durante al menos dos décadas.
A cambio de esas dádivas, los hombres de negocio, muchos de ellos vinculados con el sector de la construcción, obtenían adjudicaciones o contratos de las administraciones autonómicas y locales gobernadas por el ahora partido en el poder.
El extesorero aseguró la víspera haber pagado sobresueldos ilegales al jefe del Ejecutivo, como parte de una presunta contabilidad paralela del PP.
Bárcenas compareció este lunes durante unas cinco horas ante el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz, tras las revelaciones del diario El Mundo sobre una supuesta financiación irregular del derechista PP y el cobro por su cúpula de gratificaciones en negro.
En su declaración ante el magistrado de la principal instancia penal española, el otrora administrador reveló haber entregado 90 mil euros en efectivo a Rajoy y a la secretaria general de los populares, María Dolores de Cospedal, entre 2009 y 2010.
Fuentes de la acusación citadas por medios periodísticos precisaron que el también exsenador, en prisión provisional desde el pasado 27 de junio, admitió la autoría de las citadas cuentas en B, que reflejan donaciones y desembolsos de esas retribuciones ocultas.
La oposición acusó el pasado jueves al oficialismo de secuestrar el Parlamento, al bloquear una comparecencia del presidente del Gobierno para aclarar los escándalos de corrupción que comprometen a su organización.
El PP hizo valer entonces su mayoría absoluta para blindar a Rajoy e impedir que acuda al Congreso de los Diputados a explicar la presunta financiación ilegal de esa fuerza y el pago de considerables sobresueldos a sus dirigentes.
Todos los partidos con representación en la Cámara baja denunciaron en bloque la actitud asumida por los conservadores, que rechazaron la celebración de la habitual sesión de control al Gobierno durante el pleno extraordinario de esta semana.
El nuevo pedido para que el jefe del Ejecutivo se persone en el Congreso será previsiblemente rechazado, teniendo en cuenta la hegemonía de la derecha gobernante en ese cuerpo legislativo.

Comentarios con Facebook