FAO y Unión Europea impulsan lucha contra el hambre

fao

Roma, 27 sep (PL) Más de dos millones de habitantes en Africa reciben asistencia de la Unión Europea y la FAO, dentro de los esfuerzos conjuntos para reducir el hambre a nivel mundial, mediante un proyecto de casi 60 millones de euros.

Un reporte de la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) indicó que la financiación para esa iniciativa parte de un fondo de mil millones de euros, con el objetivo de acelerar el progreso y cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM).

Bajo la Iniciativa de los ODM, la UE y la FAO se centran en el desarrollo agrícola africano, vinculado a los pequeños agricultores y sus familias, en un esfuerzo dirigido a dos millones de personas en seis países.

La iniciativa promueve firmemente las alianzas con agencias de la ONU, los gobiernos y la sociedad civil para asegurar que los objetivos clave, como la nutrición y el apoyo a las políticas agrícolas se pueden lograr.

Esta semana el director general de la FAO, José Graciano da Silva, afirmó en la Asamblea General de la ONU que “tan cerca de la fecha límite, cuando todavía hay tanto por hacer, esta importante inversión en agricultura permitirá redoblar sus esfuerzos para erradicar el hambre”.

También aseguró que se podrá ayudar a los países a reducir a la mitad la proporción de personas que sufren hambre para el año 2015.

En su opinión es inaceptable que en el siglo XXI unos 870 millones de seres humanos pasen hambre y que la desnutrición sea la causa de más de tres millones de muertes infantiles cada año.

Algunos países como Burundi, Burkina Faso, Gambia, Madagascar, Mozambique y Haití reciben ayuda para la producción y elaboración de alimentos.

Otra variante de la asistencia son los incentivos para el cultivo y comercialización de renglones básicos como el sorgo y el mijo, las verduras y los frutos de árboles como el baobab.

El incremento de la producción pesquera, pequeñas agroindustrias, distribución de semillas, rehabilitación de la infraestructura de riego y reducir las pérdidas post-cosecha con mejores instalaciones de almacenamiento, también conforman las facilidades del proyecto cojunto.

Comentarios con Facebook