Una semana con estilo espacial

estacion-espacial-internacional
Por Isaura Diez Millán

La Habana (PL) El espacio exterior, aunque lejos de nosotros, estuvo muy presente en la agenda informativa del mundo en los últimos días de 2013. Los especialistas vinculados a esta rama del conocimiento aprovecharon el fin de año para vaticinar algunas de las misiones más importantes que sucederán en 2014.

Recientemente, la Administración Nacional de la Aeronáutica y el Espacio de Estados Unidos (NASA) publicó nuevas fotografías tomadas durante la misión Apolo la cual culminó con la llegada a la Luna de astronautas estadounidenses.

Más de 17 mil imágenes suma el banco de instantáneas dadas a conocer al gran público sobre una misión que aún genera controversias entre quienes defienden la falsedad del alunizaje y otros que aseguran la importancia histórica de este evento.

En la lista sobresalen las ya afamadas fotografías del astronauta Edwin Aldrin en la superficie lunar y la imagen de huellas en el polvo del satélite.

El programa comenzó en los años 60 del siglo pasado, pero no fue hasta el 20 de julio de 1969 que Neil Armstrong y Edwin Aldrin, a bordo del Apolo 11, lograron el alunizaje en el denominado Mar de la Tranquilidad.

A principios de diciembre, diversos analistas coincidieron en que la agencia espacial había falsificado este aterrizaje porque no era posible que los rollos fotográficos y las películas regresadas a la Tierra lo hicieran en tan buen estado.

Sin embargo, la NASA alegó que los rollos estaban guardados en cajas herméticas con revestimiento de plomo lo cual impedía la afectación por la intensa radiación cósmica durante todo el vuelo espacial de 380 mil kilómetros.

En la recién finalizada semana también se anunció que el vehículo espacial Curiosity, que se encuentra en Marte, pasa por una revisión técnica para medir el impacto que este tipo de terreno tiene en las ruedas. Esto se traducirá en la construcción de mejores vehículos y en la planificación de futuras misiones.

A lo anterior se agrega que los especialistas de la agencia espacial estadounidense concluyeron una nueva versión de sofware para este vehículo, aplicación que debe mejorar la calidad del uso del brazo robótico, así como el desplazamiento por territorio marciano.

Recordemos que gracias al Curiosity los científicos han descubierto, entre otros indicios, que en el pasado hubo agua en Marte, probablemente eficaz para la vida.

No satisfechos con enviarlos ellos mismos al espacio, los expertos de la NASA construyeron un satélite que la Agencia Espacial de Japón (JAXA) lanzará el 28 de febrero de 2014.

Denominado Observatorio de Base de Medición de la Precipitación Global (GPM), este equipo del tamaño de un avión pequeño debe establecer un nuevo estándar para la medición de la precipitación global.

Esta importante misión cuenta con una red de satélites de Estados Unidos y agencias espaciales internacionales; de igual forma, incluye el apoyo de organismos de Francia, Japón, la India y la Organización Europea.

Además, trascendió por estos días que la Oficina Meteorológica de Reino Unido ofrecerá boletines diarios sobre el clima en el espacio a partir de la primavera de 2014. El servicio de 24 horas advertirá a las empresas sobre tormentas solares que puedan interrumpir el funcionamiento de satélites, comunicaciones radiales y el fluido eléctrico.

Para ello, el proyecto europeo contará con la colaboración de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos.

Estudios previos plantean que las partículas provenientes del Sol influyen en el clima del espacio y pueden interferir en las actividades satelitales y eléctricas de la Tierra, de ahí la necesidad de una iniciativa como esta.

Las noticias sobre la galaxia nos sorprendió a todos esta semana cuando una televisora japonesa transmitió parte de la conversación que por primera vez en la historia sostuvieron un androide y un humano en el espacio.

Los titulares de la prensa internacional destacaron como el pequeño robot Kirobo y el astronauta japonés Koichi Wakata dialogaron a bordo de la Estación Espacial Internacional (ISS) sobre cómo llegó el autómata hasta allí y qué le pareció nuestro mundo visto desde el exterior.

“Es un planeta precioso, ya tomé algunas fotos y se las envié a mis amigos en la Tierra”, contestó el androide que cuenta con una tecnología de reconocimiento de voz y está diseñado para acompañar a los astronautas en la ISS.

Aunque Kirobo debe regresar en diciembre de 2014 y terminar así esta misión, el nuevo año planteará otros desafíos para las agencias espaciales que continúan, además, con los proyectos de búsqueda de vida inteligente e investigaciones en el terreno de Marte, como dos de las temáticas más importantes.

Comentarios con Facebook