Critican a Obama por insistir en espionaje de la NSA

PRESIDENTE OBAMA INVITA A VISITAR SITIO WEB DE LEY DE ASISTENCIA

Washington, 24 ene (PL) Medios de prensa estadounidenses critican hoy la insistencia del presidente Barack Obama en mantener los programas de vigilancia telefónica que muchos informes estiman son ilegales y probablemente inconstitucionales.

En ese sentido, un editorial del diario The New York Times señala que igual de preocupante es que la recopilación de datos resulta prácticamente inútil para enfrentar acciones terroristas, justificación usada por el gobierno para autorizar estas prácticas.

El rotativo neoyorquino igualmente pregunta por qué insiste Obama en la continuación de un programa costoso y legalmente dudoso, cuando sus propios asesores concluyeron en varias ocasiones que no funciona.

El Times aborda un informe presentado ayer por un panel de vigilancia de la privacidad y las libertades civiles, el cual pidió a la Casa Blanca poner fin a la recolección de datos telefónicos, tanto por razones constitucionales como prácticas.

El texto de la junta destaca una sentencia del juez federal de distrito Richard Leon, el 16 de diciembre, que plantea que el programa de espionaje es “casi seguro” inconstitucional y que el gobierno no había identificado un solo caso en el que ayudara a detener un ataque terrorista.

Asimismo el rotativo se refiere a las conclusiones de un panel de expertos jurídicos y de inteligencia convocado por Obama para estudiar la labor de la NSA después de las revelaciones del excontratista Edward Snowden, que estimó que el acopio de información de los teléfonos no era esencial para la prevención de ataques.

Subraya el Times que si Obama sabe algo que contradicen las conclusiones de los expertos de dos paneles, un juez federal y varios miembros del Congreso, debería informárselo ahora al pueblo estadounidense.

En sus valoraciones, la publicación concluye que, pese a la existencia de amenazas terroristas, la recogida de datos de las llamadas telefónicas de los estadounidenses no es la respuesta para combatir el problema.

Este jueves la Casa Blanca rechazó el análisis de la junta de revisión federal de privacidad, la cual consideró el programa de recogida de datos telefónicos de los estadounidenses como algo ilegal e ineficaz.

Según el vocero de la mansión ejecutiva, Jay Carney, citado por el diario digital The Hill, el gobierno no está de acuerdo con la conclusión de la junta sobre la legalidad del programa.

Argumentó que el presidente cree que el programa de metadatos, en combinación con los otros programas y esfuerzos, evitó posibles planes terroristas contra Estados Unidos, así como contra aliados, y que es una herramienta útil en la lucha contra los terroristas.

Al respecto, el senador demócrata Patrick Leahy, presidente del Comité Judicial del Senado, dijo que el informe subraya la necesidad de poner fin al programa.

Comentarios con Facebook