Fiscalía ucraniana revela inquietud por deserciones militares

Ucrania_t670x470

Kiev, 3 mar (PL) La advertencia de la Procuraduría General de Ucrania de que serán considerados traidores al Estado los militares que deserten, abandonen el lugar de dislocación o la técnica castrense refleja hoy la preocupación de Kiev ante esta tendencia.

Un llamamiento publicado este martes recuerda a los miembros de las Fuerzas Armadas que juraron fidelidad al pueblo ucraniano, y alerta a los fiscales, trabajadores de órganos judiciales y órganos de poderes locales.

La tarea prioritaria para todos en estos momentos es la protección de la soberanía, la integridad territorial y la seguridad del Estado ucraniano y de todos sus ciudadanos, añade el documento.

Subraya, asimismo, que sobre la base del respeto a la independencia de la rama judicial, todo el cuerpo de jueces debe actuar en el marco de la ley y en el principio de su supremacía.

En la jornada de este lunes, el primer ministro de Crimea, Serguei Aksiónov, confirmó al contralmirante Denis Berezovski como jefe de la Armada de esa república autónoma tras la decisión del militar de renunciar al puesto de comandante de las Fuerzas Navales de Ucrania.

Yo, Denis Berezovski, juro lealtad al pueblo de Crimea y me comprometo a protegerlo, como lo requiere la ley, afirmó el oficial de alta jerarquía en una ceremonia realizada en Sebastópol y transmitida por canales satelitales de televisión.

Nombrado recientemente al frente de la Marina de Guerra ucraniana por el designado presidente interino Alexander Turchínov tras la defenestración por la fuerza del mandatario Víktor Yanukóvich, Kiev declaró traidor a Berezovski y ordenó una investigación contra él.

Al referirse a supuestas dimisiones masivas de oficiales y soldados ucranianos en la península, Aksiónov reiteró que los militares no serán juguetes en las manos de los radicales, en alusión a quienes derrocaron a Yanukóvich y gobiernan en Kiev.

Los militares ucranianos ubicados en Crimea declaran en masa su apoyo al poder legítimo de la república autónoma. Les agradezco el patriotismo, sostuvo el gobernante territorial.

Durante la ceremonia de juramento de los jefes de organismos de aplicación de la ley, el primer ministro rebelde informó que en un futuro próximo será creado el Ministerio de Defensa de Crimea.

Aksiónov ordenó a todos los mandos de la Armada de Ucrania movilizados en Sebastópol que desacaten cualquier “orden o instrucción emitida por las autoridades autoproclamadas, incluyendo al autoproclamado ministro de Defensa de Ucrania, Ígor Teniuj”.

Investido por el Consejo Supremo de la república autónoma dentro de Ucrania al frente de todo el sistema defensivo de la península, Aksiónov ordenó no cumplir ninguna instrucción sobre el uso de las armas sin su autorización previa.

Indicó a las tropas, asimismo, garantizar el cumplimiento absoluto de sus órdenes como comandante en jefe de la república autónoma de Crimea y de la ciudad de Sebastópol.

El primer ministro de la república autónoma dentro de Ucrania aseguró que en la península existe tranquilidad y rechazó la existencia de conflictos entre nacionalidades.

Créanme, no habrá discrepancias nacionales, como querrían en Kiev. Prometo a los tártaros de Crimea que vamos a tratar su cuestión y vamos a invertir dinero en su desarrollo social, afirmó el jefe de Gobierno en declaraciones al canal 24 Horas.

Evocó los violentos asaltos realizados a las sedes de las administraciones regionales por los sectores ultranacionalistas en las zonas occidentales de Ucrania sin que los usurpadores sufran ningún castigo, según mostró la televisión, dijo.

Nuestra gente lo vio y también decidió (actuar de esa manera), sostuvo al refutar la acusación de usurpación del poder contra la mayoritaria población de origen ruso de Crimea.

Ellos mismos gritaban en Maidán que la población debe tomar el poder en sus manos. Es lo que hizo la gente. ¿Qué quieren ahora?, subrayó al referirse a la ilegitimidad de quienes derrocaron al presidente Víctor Yanukóvich mediante la violación de los acuerdos del 21 de febrero con Alemania, Francia y Polonia como garantes.

Aksiónov se refirió a la situación económica de la península bajo su administración y anticipó que solicitaron ayuda financiera a Rusia, pues no pueden esperarla de quienes detentan el poder en Ucrania.

Después de los recientes acontecimientos Kiev no nos dará nada, y eso no es lo peor de todo. Va a entorpecer nuestro desarrollo económico. Por lo tanto, en los primeros momentos sería bueno conseguir ayuda financiera, enfatizó en la entrevista televisada.

Sin embargo, aclaró que la república autónoma no va a depender de Moscú, pues los ingresos recibidos serán invertidos y “Crimea pronto pagará las deudas”, concluyó el flamante primer ministro de este territorio.

En Moscú, el jefe del Gobierno ruso, Dmitri Medvedev, reiteró que pese a que Yanukóvich no goza casi de prestigio es el único presidente elegido del país vecino y fue depuesto mediante la fuerza por un grupo que usurpó el poder y quebrantó la Constitución en forma ilegítima.

Desde Kiev, en tanto, la exprimera ministra Yulia Timoshenko, jefa del partido Batkivschina que controla la jefatura del Estado, el Parlamento, el Gobierno y las principales carteras, negó toda posibilidad de negociar con Rusia.

Las pláticas serán inútiles, Moscú quiere retornar a Yanukóvich al poder para lograr la capitulación total de Ucrania mediante un referéndum falso, dijo la denominada dama de hierro ucraniana.

Por su parte, los ministros de Finanzas de las siete economías más desarrolladas (G-7) informaron que están dispuestos a otorgar ayuda financiera a Ucrania para que lleve a cabo reformas económicas en el país con un papel protagónico en ellas a los recortes neoliberales del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Comentarios con Facebook