Crimea desacata amenazas de Kiev y busca unificación con Rusia

rusos-en-crimea

Moscú, 6 mar (PL) En otro reto a quienes derrocaron al presidente constitucional ucraniano, Víktor Yanukóvich, el Consejo Supremo de la república autónoma de Crimea adoptó hoy por unanimidad la decisión de pasar a formar parte de la Federación de Rusia.
Los 78 diputados presentes respaldaron la iniciativa de remitir un comunicado al presidente Vladimir Putin y a las dos cámaras parlamentarias de Rusia con la proposición de iniciar el procedimiento de unificación, confirmó el servicio de prensa del Parlamento crimeo.
Según declaró el viceprimer ministro de Crimea Rustam Temirgaliev, los legisladores respaldaron también por unanimidad la celebración del referendo sobre el estatus de la península el 16 de marzo en vez del día 30 como se había anunciado.
Dos preguntas deberán responder los votantes. Una primera referida a la unificación con Rusia en los derechos como un sujeto de la federación eurasiática, subrayó la fuente.
La segunda cuestión será si se está de acuerdo con el restablecimiento de la Constitución de la República de Crimea de 1992 y con su estatus como parte de Ucrania, precisa un documento circulado a los medios periodísticos.
Aclara el texto que la pregunta con mayor número de votos se considerará expresión de la voluntad del pueblo crimeo.
Las boletas estarán impresas en ruso, ucraniano y en la lengua de los tártaros de Crimea, se informó.
Esos acuerdos fueron anunciados a una multitud de habitantes de la península congregados frente al recinto legislativo, quienes la apoyaron con gritos y expresiones de júbilo, añade la fuente.
Dmitri Peskov, portavoz del Kremlin, declaró en Moscú que la decisión del legislativo de Crimea ya fue transmitida al presidente Putin.
Hoy también el alcalde rebelde de la ciudad de Sebastópol, Alexei Chali, descartó la participación de esa urbe en las elecciones presidenciales convocadas para el 25 de mayo por quienes derrocaron por la fuerza al presidente electo Yanukóvich.
La votación fue impuesta por una autoridad ilegítima que violó los acuerdos del 21 de febrero firmados por Yanukóvich y líderes opositores con Alemania, Francia y Polonia como garantes, recordó el líder popular.
En cumplimiento de ese entendimiento, el defenestrado mandatario retiró las fuerzas de seguridad del centro de Kiev, y de inmediato la tropa de choque neofascista opositora ocupó por la fuerza el Parlamento, la Administración Presidencial y la sede del Gobierno.
La prensa ucraniana, en tanto, destaca la aproximación al mar Negro del portaviones nuclear norteamericano USS H.W. Bush además de otro buque de esa nacionalidad autorizado ayer por Turquía a cruzar el estrecho del Bósforo en esa misma dirección.
Washington despachó también seis bombarderos hacia territorio de las repúblicas exsoviéticas del Báltico, y el secretario de Defensa, Charles Hagel, anunció un incremento de actividades militares en Europa del Este en los próximos días.
El Distrito Militar del Oeste de Rusia, por su parte, inició las mayores maniobras de defensa antiaérea de los años recientes en el polígono de Kapustin Yar, cerca de Astrakhan, en el centro sur del país, confirmó el coronel Oleg Kochetkov.
La cancillería rusa, en tanto, reiteró la posición de Moscú, centrada en que la oposición ucraniana cumpla los puntos convenidos en el acuerdo del 21 de febrero.
El viceministro de Exteriores Vasili Nebenzya dijo que pese a que las pláticas ayer entre el canciller Serguei Lavrov y su par norteamericano, Jonh Kerry, fueron duras, las partes convinieron en apartarse del lenguaje de ultimátum y avanzar en la búsqueda de decisiones conjuntas.
De otro lado, el viceministro ruso anunció que es técnicamente imposible la celebración en Kiev de una sesión a nivel de cancilleres de la Comunidad de Estados Independientes (CEI), pero descartó que sea una negativa de Moscú al diálogo.
El ministerio de Exteriores de Ucrania convocó para el 7 de marzo la cita ministerial como parte de la agenda de la presidencia pro témpore ucraniana en este año.
La fuente diplomática rusa dio como poco probable ese encuentro antes de la reunión ordinaria intercancillerías, programada para el 4 de abril, en Moscú.
Por su parte, la Duma estatal rusa (cámara baja) investigará evidencias de que francotiradores ucranianos durante las manifestaciones en Kiev fueron contratados por la oposición violenta que tomó el poder y destituyó a Yanukóvich.
El vicetitular del Comité de Asuntos Internacionales Leonid Kalashnikov comentó que es en extremo necesario llevar a cabo una indagación profunda en torno a las evidencias sobre francotiradores, usados con seguridad para incriminar a las autoridades legítimas.
Filtrada en internet, una conversación telefónica entre el canciller estonio, Urmas Paet, y la jefa de la Política Exterior de la Unión Europea, Catherine Ashton, corroboró que esos sicarios actuaron por órdenes de las fuerzas neofascistas que lideraron las revueltas antigubernamentales (euromaidán) desde noviembre de 2013.
Tras la revelación de esa grabación, el titular del Comité de Asuntos Internacionales de la Duma, Alexéi Pushkov, escribió en su blog de Twitter que la conversación telefónica entre el canciller estonio y Ashton ratifica que en Ucrania ocurrió un golpe de Estado.

Comentarios con Facebook