Un centenar de heridos y 24 detenidos en protestas en España

marchas_dignidad_espana

Madrid, 23 mar (PL) La policía española detuvo a 24 personas, y los servicios de Protección Civil informaron hoy que atendieron a un centenar de personas con heridas leves por los incidentes de la víspera en una manifestación antigubernamental.

Las llamadas Marchas de la dignidad recorrieron Madrid en demanda de empleo, más recursos para los servicios públicos, anulación de un proyecto de ley de aborto restrictivo, el no pago de la deuda y salida del Gobierno, entre otras reivindicaciones.

Aunque las demostraciones transcurrieron de forma pacífica durante el día, al concluir la concentración final en la noche en la céntrica Plaza Colón grupos de manifestantes se enfrentaron a los agentes antimotines que procedieron a desalojar a los manifestantes.

El ministerio del Interior informó que medio centenar de policías resultaron heridos y cuatro fueron hospitalizados, mientras autoridades de Madrid fijaron en 24 el número de detenidos, tres de ellos menores de edad.

Los incidentes dejaron daños en la vía pública y algunas entidades bancarias y comercios cercanos al lugar de la trifulca.

En tanto los servicios de emergencia de Protección Civil reportaron que atendieron a 101 personas, 67 de ellos policías y 34 manifestantes con heridas de carácter leve o muy leve.

Fuentes de los organizadores cifraron en más de dos millones la cantidad de participantes en las 35 manifestaciones registradas ayer en varias partes de la ciudad, pero la policía estimó en solo 36 mil los asistentes a la plaza Colón.

El centro de las Marchas de la dignidad fueron seis columnas de diferentes regiones de España, que llegaron ayer a Madrid en trenes, autobuses, coches o caminando y atravesaron la ciudad hasta desembocar en la plaza Colón.

A ellos se sumaron miles de personas movilizadas por unas 300 asociaciones de ciudadanos, partidos políticos y sindicatos.

Un manifiesto leído al término de la concentración califica de emergencia la situación en España dado el desempleo de millones de personas, la pérdida de viviendas de cientos de miles de familias y los recortes de los servicios públicos.

El documento afirma que ello es resultado de la aplicación de políticas que favorecen a la banca y los más ricos y cargan el peso de la deuda sobre los trabajadores y sectores de menores ingresos.

Comentarios con Facebook