LatinoaméricaVolver a Latinoamérica

H.I.J.O.S., 19 años luchando contra la impunidad en Argentina

bandera_hijos

Buenos Aires, 16 abr (PL) En la Semana Santa de 1995 nació una organización conocida como H.I.J.O.S. que durante los últimos 19 años ha mantenido un objetivo fijo: luchar contra la impunidad.

“Teníamos que organizarnos, ya no éramos niños que acompañábamos a nuestras abuelas en sus marchas para reclamar la aparición de nuestros padres”, recordó Carlos Pisoni, integrante de esa agrupación luchadora por los derechos humanos.

“Ya nos conocíamos de las marchas, del movimiento de Derechos Humanos, porque nuestras abuelas eran de Madres de Plaza de Mayo o de Familiares y ya funcionaban los talleres Julio Cortázar para hijos de desaparecidos”, recordó para Tiempo Argentino quien en la actualidad es el subsecretario de Promoción de la Secretaría de Derechos Humanos.

El colectivo nació de una reunión inicial en un campamento en Córdoba que sostuvo el 14 de abril de 1995 un primer grupo de jóvenes, de unos 18 años, que decidieron crear la organización para luchar contra la impunidad que habían garantizado las leyes de obediencia debida y punto final, y contra los indultos.

En aquel año gran parte de la sociedad argentina fue conmovida por las confesiones de Adolfo Scilingo, quien había integrado el Grupo de Tareas de la Escuela de Mecánica de la Armada, antigua ESMA, quien reveló y relató el funcionamiento de los “Vuelos de la Muerte”.

Ese fue uno de los métodos de exterminio que se utilizó durante la última dictadura cívico-militar en Argentina. Detenidos de los militares eran tirados desde aviones, algunos vivos otros cadáveres, al río La Plata y al Océano Atlántico. En aquel primer encuentro en Córdoba los jóvenes acordaron nombrar a su naciente organización H.I.J.O.S., nombre que los ha identificado durante casi dos décadas.

En sus declaraciones al diario, Pisoni recordó que su agrupación dio pie al nacimiento de otras formaciones similares en otros países, como Chile y México.

El objetivo fue siempre el mismo: buscar una condena social ante la imposibilidad de que hubiera una condena judicial, que fueran repudiados en sus barrios, y eso comenzó a suceder, añadió.

En la actualidad, H.I.J.O.S. ocupa espacios de gestión en el gobierno nacional, como el propio Pisoni o el secretario de Derechos Humanos, Martín Fresneda. En 2011, la agrupación inauguró un espacio propio en la exESMA bajo el nombre de la Casa de la Militancia.

Comentarios con Facebook