El poema Hoy: y todos nos vamos…

Carlos Santibañez Andonegui (1954-2018).

Entró la sorpresa hermano,
había muchas cosas en ese escritorio
tus poemas, el espíritu festivo
tardes de vida y palabrería,
nuestros ejes viales, las vueltas en U
ante el fracaso y ante nuestro personaje,
bailamos, “no había llegado su orden de
arrepentimiento…”
aquellos tacos en Quevedo
compartidos con poetas de la generación,
nuestros primeros poemarios,
la ventura de revistas y recitales
siempre al borde de la risa…
“pare ese momento”
“cuando está a punto de abrirse el cielo en dos”
los versos que te gustaban los repetías
de manera magistral cantando un chachachá,
“el hombre marinero sí se puede casar…”
Eras un portento en la amistad
hace unos días le agradecías a la revista Siempre¡
tus publicaciones, tú sabías algo,
entre tanta poesía, también el don de la vida
lo repartías a manos llenas,
tú sabías algo,
sobre “la vida erosionada por el aire”,
caminar contigo por el centro o las calles
de Tacubaya, era prender el verbo,
tu casa de Martí y los poemas siempre
los poemas, hace dos meses me dijiste:
la poesía es un estado conjetural de la vida,
tú sabías algo…

Deja tu comentario