LatinoaméricaVolver a Latinoamérica

Apresan a sacerdote boliviano por robo a Virgen de Copacabana

Apresan a sacerdote boliviano por robo a Virgen de Copacabana

La Paz, 23 jul (PL) Un sacerdote boliviano fue apresado y sometido a medidas cautelares por el presunto robo de joyas a la Virgen de Copacabana, la devoción mariana con más seguidores en la nación andina.

Según informó hoy el Ministerio Público, las autoridades determinaron la aprehensión del sacerdote Jesús Cortez Medina, debido a contradicciones en sus declaraciones, y presentaron la imputación formal para realizar una audiencia con vista a decretar la detención preventiva.

En su declaración ha presentado varias contradicciones, lo cual ha hecho que la comisión determine la aprehensión de este ciudadano, explicó el fiscal del caso, Luis Ferrufino.

El sacerdote está acusado por la presunta participación en el robo ocurrido el pasado 22 de abril, cuando desaparecieron al menos 28 piezas de incalculable valor del famoso Santuario de Copacabana, entre ellos la corona y prendas de la imagen de la Virgen, sin que se conozca aún su destino.

A finales de mayo, miles de personas participaron en una larga procesión, desde la periférica ciudad de El Alto hasta el centro de esta capital, para exigir el esclarecimiento del robo.

De acuerdo con el informe de bienes patrimoniales del Ministerio de Culturas, el total de objetos sustraídos de la iglesia no contaba con seguro, lo que hará más difícil una futura reposición en caso de no aparecer los objetos originales.

Inicialmente, se informó sobre la pérdida de la corona y otros objetos, pero tras un peritaje, la policía detectó también la ausencia de láminas de platas, de gradillas del altar del camarín e incluso, de una pieza del sagrario, el lugar donde se guardan las hostias consagradas.

Pese a una movilización de las autoridades, incluso con apoyo de Perú, las joyas continúan desaparecidas, hecho que ha levantado tensiones y acusaciones entre la Iglesia y el gobierno.

Tras el atraco, el cabildo de la ciudad decidió instalar vigilias en cada una de las puertas de la iglesia y declaró duelo nacional por tratarse de bienes patrimoniales del Estado.

El culto a la Virgen de Copacabana en Bolivia se inició desde 1583, cuando se edificó su santuario a más de tres mil 800 metros sobre el nivel del mar en una península que se adentra en el lago Titicaca.

Desde entonces, el lugar constituye uno de los más importantes centros de peregrinación religiosa en el país, principalmente durante la Semana Santa.

La imagen fue tallada en madera de maguey por el indio Tito Yupanqui, está laminada totalmente en oro fino y tiene en la mano un canastillo regalado en 1669 por el entonces virrey del Perú, Pedro Antonio Fernández de Castro.

Comentarios con Facebook