Biden rehúsa asistir a debate tras negativa de Trump

Washington, 8 oct (Prensa Latina) La directiva de campaña electoral del candidato presidencial demócrata Joe Biden anunció hoy que él tampoco participará en el próximo debate tras la negativa del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a hacerlo.


En cambio, de acuerdo con declaraciones de la directora de comunicación de la campaña de Biden, Kate Bedingfield, planteó la variante de responder a preguntas de votantes en un intercambio a través de Internet.


La reacción del exvicepresidente de Barack Obama implica que el segundo debate presidencial, previsto para el próximo jueves en Miami, queda suspendido con toda la probabilidad, dada la renuncia de ambos candidatos a participar.


Trump anunció que no asistirá a la confrontación si la misma se celebraba en formato virtual, poco después que la Comisión de Debates Presidenciales (CPD) afirmara que había decidido optar por esa vía debido al reciente diagnóstico de Covid-19 del mandatario estadounidense y las incertidumbres en torno a su estado de salud.


Eso significa que los dos candidatos tendrán actos por separado la noche en la que estaba previsto el debate, puesto que la campaña de Trump anunció que dará un mitin ese día.


La cita de Miami no iba a ser un cara a cara clásico entre ambos; estaba previsto que fueran votantes indecisos -y no un moderador- quienes hicieran las preguntas a los dos contendientes.


Bedingfield argumentó que si Trump se negó a participar en un formato virtual de ese debate es porque “no quiere responder a las preguntas de los votantes sobre sus fracasos en lo relativo a la Covid-19 y la economía”.


“Esperamos que la Comisión de Debates mueva al 22 de octubre el encuentro con votantes de Trump y Biden, para que el presidente no pueda evitar esa rendición de cuentas”, puntualizó.


Los votantes deberán tener la oportunidad de hacer preguntas directamente a los dos candidatos, dijo Bedingfield, al subrayar que todos los aspirantes a la presidencia desde 1992 se sometieron a ese formato.


El 22 de octubre es cuando estaba previsto el tercer y último debate entre Trump y Biden, en Nashville (Tennessee).


No está claro si la petición de la campaña de Biden implicará simplemente que el formato del tercer debate se cambie para incluir preguntas de votantes, o si el encuentro en Nashville se cancelará o pospondrá para que los candidatos participen esa noche en un cara a cara en Miami.


Trump insistió este jueves, sólo una semana después de dar positivo a la Covid-19, en que ya no es “contagioso”, a pesar de que eso no está demostrado.


Asimismo, acusó a la CPD de intentar “proteger” a Biden con su decisión de convertir el debate en virtual.

Más noticias: